Sociedad ProMonte - galiciasuroeste

Title
Vaya al Contenido

Sociedad ProMonte

ARQUIVO
MEMORIA
de la Junta Directiva leída en la General de
31 de agosto de 1913
 
 
Sres. Socios de Pro-Monte:
 
Reúnese hoy la J. G. de la Sociedad “Pro-Monte Santa Tecla”, para cumplir lo prevenido en el artículo 19 del Reglamento General de esta asociación.
 
Y aún a pesar de que todos los señores presentes, conocen perfectamente los trabajos realizados por esta J. D., haremos de ellos una ligera reseña para que así quede cumplida la obligación que a esta Directiva impone el art. 17. Esperamos que han de merecer la aprobación de todos teniendo presente que nuestro ánimo ha sido siempre interpretar con precisión el espíritu y fines de la Sociedad; y cuenten, que si en alguna ocasión no hemos podido acertar con la nota precisa, no ha sido por falta de buen deseo, ni por negligencia en nuestra labor.
 
Constituida legalmente esta Sociedad, en 16 de octubre del pasado año y teniendo en cuenta un espontáneo ofrecimiento que el distinguido Ingeniero de Montes, señor don Rafael Areses, había hecho a nuestro compañero de Directiva, don Julián López, se nombró una comisión constituida por los señores Lomba, Rodríguez, Pedreira y Troncoso, para visitar al señor Areses en el Vivero Forestal de Areas. Allí, reiteró este señor sus ofrecimientos, de arbolado y semillas y de su labor personal en beneficio de la Sociedad, en todo cuanto se halló a su alcance.
 
Pocos días después, hizo el señor Areses su primera visita al monte designándose lugares en donde habían de hacerse las primeras plantaciones v fueron: primero Campo Redondo, hermosa explanada, más arriba de la primera Cruz, en donde se plantaron después más de 600 arbolitos que la pertinaz sequía de más de tres meses, dará al traste con ellos, especialmente las catalpas, que tan lozanas se hallaban en la primera quincena de junio; 2.° Encima del pinar denominado de Santa Tecla, paralelo a la Calzada que, por delante del púlpito, conduce a la Ermita; 3.° por fuera de la cerca, al poniente y 4.° por detrás de la cerca, entre esta y San Francisco, en junto: 1260 plantas.
 
Las plantaciones fueron hechas en el mes de diciembre y para protegerlas del ganado que pastorea en aquellos lugares se colocaron alambradas. En el mismo diciembre fue a Tuy otra Comisión para tratar de conseguir el nombramiento de un guarda-forestal.
 
El día 23 del mismo mes, aparecieron cortadas 10 acacias, y de este hecho se dio conocimiento al Comandante de la Guardia Civil y en el resto del mes se procedió a la siembra de piñones que la Comisión había obtenido del vivero de Areas.
 
La Comisión después de realizar en la localidad la suscripción voluntaria con un mediano éxito, se dirigió a la Colonia Guardesa de Puerto Rico, designándose allí una Junta constituida por los señores don Avelino Vicente, don Ángel González, don José M. Lomba y don Roque González, además, la Junta Directiva se ha dirigido a varios guardeses residentes en Cuba, Estados Unidos, Montevideodeo etc., -y los primeros en responder han sido don José M. Andreini, que envió 525 pesetas y don Laureano Rodríguez 125 con atentas cartas muy patrióticas y alentadoras, y esta Junta ha considerado prudente publicar la del señor Andreini, previo permiso que se solicitó. Más tarde, envió también 550 pesetas el distinguido guardés don Juan A. Villa residente en la Habana.- Y la Comisión de Puerto Rico envió el producto de su recaudación, constituido por pesetas 3.351'96 de donativos y por cuotas anuales, lamentándose que el estado económico de aquella isla no permita mayores dispendios a nuestros conterráneos allí residentes.
 
Esta Directiva propone a la Junta General un voto de gracias, ya para los cuatro señores de la Comisión recaudadora, ya por todos los que han contribuido en Puerto Rico a la obra de Pro-Monte.
 
También respondió con esplendidez a esta suscripción, la colonia guardesa de Vigo, que para tal objeto fue visitada por el presidente de la Sociedad. Enviamos la expresión de nuestro reconocimiento a tan buenos conterráneos.
 
En la segunda quincena de julio volvió a visitarnos el infatigable señor Areses, dando enseguida principio al trazado del camino que partiendo de Campo-Redondo termina en el lugar denominado Montiño, en las Coutadas. Este camino tendrá una extensión de 3.000 metros y la Junta resolvió en una de sus reuniones publicar la subasta, dentro de ciertas condiciones de que luego se dará cuenta, siendo adjudicada a don Julián Belió, que resultó el mejor postor. Enseguida han dado principio a la roturación, comenzando por Campo-Redondo.
 
Uno de los hechos más culminantes en la vida de Pro-Monte es el generoso y espléndido ofrecimiento hecho por una familia oriunda de esta villa y que por ahora desea guardar el incógnito. Trátase por esta distinguida familia de contribuir por sí sola a la restauración de la Capilla, púlpito, vía crucis, etc., etc., invirtiendo en esta obra la suma de 2 500 pesetas siempre que los Estatutos de la Sociedad y el pensamiento de la Directiva no se oponga a una obra de carácter exclusivo, como se pretende.

La Junta Directiva en sus sesiones del 8 de junio y 27 de julio deliberó, resolviendo respecto a este punto: Que la referida familia podía por su sola cuenta, con exclusión de toda otra persona, encargarse de restaurar los mencionados edificios y además podía, también por su cuenta exclusiva, acometer la obra de conducción del agua desde la fuente de Santa Tecla hasta el camino de acceso, por debajo de la primera cruz, obra que se realizará en la próxima primavera, invirtiéndose en ella otras 2.509; que la Junta no tenía reparos que poner y que enviaba sus plácemes más sinceros a tan noble familia que con tan generosa esplendidez contribuía a la simpática obra de Pro-Monte. Esperamos que los señores aquí reunidos abundando en los mismos deseos y sentimientos de esta Junta, concederán un voto de gracias por tales donativos, con las excepciones a que en su día haya lugar, cuando, por circunstancias especiales, llegue a conocerse el nombre o nombres de la familia hoy incógnita, que se ha declarado decididamente protectora de la Sociedad Pro-Monte Santa Tecla.
 
Como el acceso a la fuente de Santa Tecla era muy difícil, el señor Areses estudió y trazó un camino, que se roturó enseguida y quedó cargado a la cuenta de reparaciones de la ermita y edificios anexos.
 
Las grandes ventajas de este camino ya se han tocado el día 24 último; sin él hubiera sido punto menos que imposible proporcionar agua a las numerosas personas que concurrieron a tan espléndida y hermosa fiesta.
 
La Junta Directiva había tomado el acuerdo de designar una Comisión para que visitase al Excmo. e Ilmo. Señor Obispo de la Diócesis con el objeto de poner en su conocimiento la existencia de la Sociedad Pro-Monte, solicitar para ella su apoyo moral y recabar el permiso para emprender las obras de restauración proyectadas. S.E.I. recibió con agrado a esta comisión concediéndola el permiso que solicitaba, agradeciendo de paso la visita que le hacían, prometiendo por su parte interesarse por el progreso moral de la Sociedad, la cual es de su agrado.
 
La Comisión, que regresó muy complacida, estaba formada por los señores D. Manuel Lomba, D. César Troncoso, D. Constantino Candeira y D. Angel Nandín, siendo presentados en el palacio episcopal por el ingeniero señor Areses.
 
Por demás está que dediquemos dos palabras en honor de la fiesta del día 24 celebrada por la feliz iniciativa de D. Constantino Candeira para conmemorar el primer aniversario de la Sociedad Pro-Monte.
 
Como ensayo, podemos decir que ha colmado las aspiraciones de todos y consideramos que habiendo arraigado la idea, se constituirá en una fiesta tradicional y clásica de este país. Ha contribuido a tan buen resultado lo apacible del día.
 
Cuantas personas asistieron a esta fiesta ha tenido la satisfacción de admirar el hermoso tapiz, obra delicada del genial artista, hijo de esta villa, don Manuel Ángel, quien la ha ofrecido como obsequio a la Sociedad Pro-Monte, demostrando con este donativo, lo mucho que él se interesa por cuanto tienda al engrandecimiento de esta región y cultive la solidaridad entre sus habitantes. Permítanos la modestia del amigo y compañero, que le tributemos un justo y merecido elogio por su obra.
 
El Ingeniero de Montes, D. Rafael Areses, que desde un principio ofreció espontánea y graciosamente su valioso concurso a la Sociedad Pro-Monte Sta. Tecla, ha sido el nervio principal de la misma y sin su acertada intervención nos habría sido muy difícil, sino imposible, afrontar ciertos problemas que él nos resolvió con suma facilidad y con un desinterés dignos de mucho elogio. Y en todos los momentos ha demostrado, de modo evidente, que tiene por la Sociedad Pro-Monte Sta. Tecla Sun interés y un cariño merecedores de nuestro más vivo y ferviente reconocimiento.
 
Por eso esta Junta propone a la General que se demuestre a dicho señor la simpatía que nos inspira, nombrándole Presidente Honorario y Socio de Mérito.
 
Tenemos, por último, la satisfacción de manifestar que nos hallamos profundamente reconocidos a la prensa local por el espontáneo concurso que en todas las ocasiones nos ha prestado poniéndose incondicionalmente a nuestra disposición
 
 
El Presidente.                                      El Secretario.
Manuel Lomba                                    Pacífico Rodríguez
­­­­­­­­­­_____________________

Quedan en poder del Tesorero, la cantidad de seis mil setecientas cuarenta y tres pesetas con veintidós céntimos.
La Guardia, Agosto 31 de 1913.
 
El Presidente,                                    El Secretario,
Manuel Lomba                                Pacífico Rodríguez
 
El número de Socios cobrados hasta la fecha es de 294.
De estos se hallan comprendidos en el art. 6.° o sea Socios Predilectos, los siguientes:
Don Vicente de Vicente y Vicente
 “     José M. Andreini y Verde.
 “     Juan A. Villa.
 
Están comprendidos en el art. 5., o sea clasificados como Socios Protectores, los señores siguientes:
Don Ezequiel Ordóñez.
 “     Mariano Ordóñez.
 “     Manuel Lomba Peña.
 “     Laureano Rodríguez.
 “     Severo Vicente Fontán.
 “     Agustín Sobrino Arias.
 “     Rafael Álvarez. Nóvoa.
 “     Avelino Vicente.
 “     Ángel González.
 “     Antonio M. Somoza.
 “     José M. Carrero.
 “     Primitivo Franco.
 “     Roque González Sobrino.







MEMORIA
de la Junta Directiva en la General
de 23 de Agosto de 1914
 
 
Sres. Socios de Pro-Monte:
 
De cuanto vamos a dar cuenta en esta reseña son perfectamente conocedores todos los presentes; holgarÍa por lo tanto nuestro trabajo, si no lo impusieran otras razones, y son, entre ellas, el art. 17 del Reglamento que nos encomienda esta obligación, y procurar que por este medio se enteren los señores Socios ausentes, de cuantos trabajos ha realizado la Junta Directiva en el trascurso del año social que hoy termina.
 
Según habíamos manifestado en nuestra memoria del pasado año, comenzábanse por entonces los trabajos de roturación de la carretera, y así fue efectivamente, y con tan buen éxito continuaron y tal actividad se les imprimió que la obra del camino toca a su fin, de manera que ya puede irse en coche hasta Campo-Redondo, como ya lo ha hecho el Sr. Tesorero en la mañana del día 14 de los corrientes.
 
La roturación de este camino nos puso en la pista de notables descubrimientos arqueológicos que hasta entonces solo se adivinan, por haberse encontrado dos de las muchas edificaciones que más tarde se descubrieron, y por el hallazgo anterior de una estatua de bronce, de dos hachas de piedra y de varios objetos de bronce. Hecha excepción de la estatua, los demás objetos, que pertenecían al Sr. D. Juan Domínguez Fontela, fueron ofrecidos por este señor a la Sociedad “Pro-Monte”; tenemos gran complacencia en hacer constar este hecho.
 
Ya en el comienzo de los desmontes, fué descubierta la primera caseta del grupo superior inmediato a Campo Redondo, más tarde se descubrieron otras y otras y al mismo tiempo aparecían objetos de bronce, cerámica romana e Ibérica, monedas, molinos y dos hermosas lápidas sepulcrales que han llamado mucho la atención de los arqueólogos que las han visto.
 
Hemos reunido todos los objetos hallados, y con ellos formaremos un pequeño museo, que será muy interesante, puesto que en poco tiempo hemos encontrado muchos objetos y muy variados.
 
El número de edificaciones descubiertas no es nada en relación de las que quedan por descubrir y no dudamos en afirmar que se cuentan por algunos centenares.
 
En consecuencia de estos descubrimientos, el notable arqueólogo D. Juan Domínguez, publicó una serie de artículos aduciendo poderosas razones en pro de la idea de que las viviendas descubiertas constituyen los restos de la antigua Ciudad denominada “Abóbriga” de cuya situación no hay sino ideas muy confusas.
 
Nosotros, desconocedores de los misterios de la Arqueología, aceptamos como muy bueno el trabajo del señor Domínguez; pero nos abstenemos de emitir juicios afirmativos en ningún concepto, enviando un saludo y la ex presión de nuestro ferviente deseo de que los hechos confirmen en el tiempo sus hipótesis.
 
El Ingeniero de Montes Sr. Areses, formuló, por indicación de la Jefatura superior de Montes, un proyecto de repoblación del Tecla, y gracias a los buenos oficios del Sr. D. Mariano Ordóñez, y a la meritoria labor de nuestro presidente, se consiguió que los mentados proyectos fueran aprobados y que se concediera por este año una subvención de cinco mil pesetas. La Junta Directiva en sesión de 25 de Marzo acordó hacer homenaje de gratitud al señor Ordóñez por el interés con que apoyó los proyectos de referencia.
 
También se han emprendido los trabajos de la traída de aguas, obra que ya hemos terminado con éxito, y de este punto volveremos a ocuparnos en breve.
 
Como D. Manuel Ángel había solicitado y obtenido autorización para practicar en el Tecla excavaciones de carácter arqueológico, puso en conocimiento del Ministerio de Instrucción Pública y Bellas Artes estos descubrimientos, solicitando que por la sección correspondiente, se designara un técnico de Arqueología para que decidiese in situ, si debían o no continuarse con interés las excavaciones.
 
Para este fin fue designado D. Ignacio Calvo, del Museo arqueológico Nacional, quien permaneció entre nosotros ocho días; después de visitar durante seis el monte, inspeccionar personalmente las excavaciones que por su dirección se iniciaron, dio la pauta para el mejor éxito en lo sucesivo, manifestando que lo descubierto es muy interesante y que debe proseguir con afán, pues cada paso que se dé en el trabajo ha de valorar más el   conjunto.
 
Excusamos manifestar la importancia histórico-arqueológica de la citania descubierta, sobra con indicar que acaso sea la única en España y que es similar a la descubierta en Briteiros de Guimaraes (Portugal) allá por el año 1870.
 
Nosotros hemos sido realmente muy afortunados en el orden de los hallazgos, pues en poco tiempo nos encontramos en posesión de una buena serie de objetos de piedra, de bronce y cerámica muy variados, todo lo cual induce a creer que en el Tecla han existido por lo menos dos civilizaciones: la Ibérica y la Romana,
 
En general hállanse aquí objetos exactamente iguales a los encontrados en Briteiros, allí han trabajado 60 meses y nosotros apenas hemos empleado un mes. Y por ser semejantes en todo, también allí, como aquí, no faltó quien fuera a destruir los objetos, a derribar los muros y a romper las piedras. Hace ya tiempo que no tenemos noticias de nuevos atropellos y por esto nos felicitamos.
Los gastos ocasionados por estas excavaciones ascendieron a pesetas 508'15 que se sufragaron por cuenta de una suscripción voluntaria entre los señores de cuyos nombres se dará cuenta al final. La junta Directiva hace constar con gran satisfacción el interés que todos los señores han tomado para contribuir a sufragar aquel déficit, así como queda muy reconocida a todos los que han acompañado al señor Calvo durante su estancia entre nosotros.
 
Como el éxito de las plantaciones hechas en el año anterior no fue desagradable a pesar del estiaje tan seco, se solicitó del Ministerio de Fomento una subvención para celebrar la Fiesta del Árbol, y habiéndosenos concedido la cantidad de 400 pesetas, tenemos intención de que la fiesta se realice en el próximo Otoño, allá para Noviembre, procurando la mayor solemnidad posible.
 
La Excma. Diputación provincial y el Ayuntamiento de esta villa, a quienes se había acudido en demanda de subvenciones, las concedieron respectivamente de pesetas 483'90 y 247. Las sociedades de Recreo de esta villa han hecho donativos de 100 pesetas el “Casino” y el “Círculo” y de 50 el “Recreo”: a todos nuestro reconocimiento.
 
Decíamos en nuestra memoria del año pasado: Que una familia oriunda de esta villa, había espontáneamente, ofrecido la cantidad de 5.480 pesetas para invertir en las obras de restauración de la Ermita, y edificios anexos y para la traída de aguas; que esta familia deseaba por entonces conservar el anónimo, sin perjuicio de que en su día se diese a conocer; pues bien, los trabajos se hallan terminados, y la Junta Directiva está autorizada para manifestar que el donante espontáneo de la mencionada suma es el hijo de esta villa don José Manuel Andreini y Verde, quien ya cuando esta Junta se dirigió a él anunciándole la constitución de la Sociedad, contribuyó, según hemos manifestado, con la cantidad de 500 pesetas.
 
Declaramos sinceramente que nos hallamos orgullosos de contar entre nuestros amigos a tan desinteresado caballero, y desde este lugar le enviamos nuestro más sincero saludo, confiando en que aún en otras nuevas ocasiones habrá de dispensarnos su protección tan decidida y valiosa.
 
Por otra parte esta Junta acordó que en la Ermita y en el depósito de la fuente, se coloquen lápidas conmemorativas, cuyas leyendas, aprobadas por el interesado, dicen:
 
“En la Ermita, A LA MEMORIA DE DOÑA BALBINA VERDE DE ANDREINI.
 
LAS REPARACIONES DE ESTE SANTUARIO Y SUS DEPENDENCIAS PUERON COSTEADAS POR SUS HIJOS. 1914”. En la fuente, “LA TRAÍDA DE ESTAS AGUAS, SE HIZO A EXPENSAS DE UN GUARDES AUSENTE 1914”.
 
La inauguración de estas obras tendrá efecto el día 27 con asistencia de la familia del señor Andreini.
 
Hacemos constar con verdadera satisfacción que varios propietarios de terrenos en el Cancelón, y por los cuales ha pasado la carretera, no han aceptado indemnización alguna por sus parcelas. Al final apuntamos sus nombres quedando muy reconocida su generosidad.
 
Además, otra persona que oculta su nombre ha mandado construir las cancelas para el cercado de la capilla, pues las que había se hallaban deterioradas.
 
Don Juan Bernardino Sousa, ha regalado gran cantidad de acacias, que por desgracia no han arraigado. Tenemos sin embargo, que apreciar el interés que el referido señor demuestra en todos los actos en pro de la Sociedad.
 
Somos deudores de mucha gratitud a la prensa local por el desinteresado concurso que en todas las ocasiones nos ha prestado.
 
Cuando el Ayuntamiento de La Guardia fue invitado para concurrir a la Exposición General de Turismo que se inauguró en Londres el pasado Mayo, la Sociedad “Pro Monte” remitió una buena colección de fotografías, representando distintos lugares pintorescos de la Región y aún otras con escenas de la pesca y labores del campo. El señor don Guillermo de Oya a quien la Junta Directiva se ha dirigido haciendo el envío de las fotografías, manifestóse muy complacido y agradeció, en nombre de la Comisión, este ofrecimiento.
 
Por último, para terminar, debemos tributar un cariñoso recuerdo a la memoria de los señores socios que fallecieron durante el año: al final indicaremos los nombres de tan buenos compañeros desaparecidos.
 
 
El Presidente,                                              El Secretario,
Manuel Lomba                                            Pacífico Rodríguez
 

Hállanse comprendidos en el art. 6.º, o sea clasificados como socios predilectos, los señores siguientes:
Don Vicente Vicente y Vicente.
 “    José Manuel Andreini y Verde.
 “    Juan A. Vila.
  
Están comprendidos en el art. 5° socios protectores los señores:
Don Ezequiel Ordóñez.
 “    Mariano Ordóñez.
 “    Manuel Lomba.
 “     Laureano Rodríguez.
 “     Severo Vicente y Fontán.
 “     Agustín Sobrino Arias.
 “     Rafael Álvarez Nóvoa.
 “     Avelino Vicente.
 “     Ángel González Sobrino.
 “     Antonio M. Somoza.
 “     José M. Carrero.
 “     Primitivo Franco.
 “    Roque González Sobrino.
 
Socios de mérito. - Acuerdo de la Junta General ordinaria del 31 de agosto de 1915.
Don Rafael Areses Vidal.
 “     Manuel Ángel Álvarez.
 “     Juan Bernardino Sousa.
 “     Joaquín Saúl Rodríguez.
 “     José M." Lomba Peña.
 
Socios fallecidos durante el año
Don José M. Blanco, de San Miguel
 “     Enrique Cadilla, de La Guardia.
 “     Francisco Alonso, de id.
 “     José M. Portela, de Salcidos.
 “     Secundino Melón, de La Guardia.
 “     Nemesio Sobrino, de Vigo.
 
Relación de los señores que han hecho donativo para las excavaciones del Tecla
Don Manuel Rodríguez, pesetas.                              100
 “     Constantino Candeira.                                        50
 “     Vicente Vicente y Vicente.                                  50
 “     Troncoso Hermanos.                                          50
 “     Ángel Signo.                                                       25
 “     Luis Martínez.                                                     50
 “     José Bto. Sobrino.                                              10
 “     Higinio Troncoso.                                                10       
 “     Laureano Alonso.                                                10
 “     Antolín Silva.                                                       10
 “     Ermelindo Portela.                                               10
 “     David Álvarez.10                                                 10
 “     José M. González.                                               10
 “     Bernardo Vicente Peña.                                       10
 “     Severiano Martínez.                                             10
 “     Manuel Fernández.                                                5
 “     Valentín Domínguez.                                            20
 “     Don Juan A. Gómez.                                            10
 “     Manuel Otero.                                                       10
 “     Francisco Riego.                                                   25
 “     Ricardo Lomba.                                                     10
 “     Gándara Hermanos                                               10
 “     Florián García.                                                       10
 “     Leonardo Álvarez.                                                    5
 “     Adolfo Rivas.                                                          10
 “     Benito Vázquez.                                                      2
 “     Antonio Español.                                                     5
 “     Juan Portela Lomba.                                             10
 “     Primitivo Fraico.                                                     10
 “     Manuel Gómez.                                                      25
 “     Antolín Troncoso.                                                     5
 “     Ricardo González.                                                  10
 “     José M. Salcidos.                                                   25
 “     Alejandro Pacheco.                                                10
 “     Manuel Álvarez.                                                      25
 “     José Pedreira.                                                          2
 “     Manuel Padín Otero.                                               25
 “     Ramón B. Portela.                                                  25
 “     José M. González Carrera.                                     10
 “     Leoncio Sesto.                                                       25
  “    E. Recaredo Rodríguez.                                        25
  “    José González Padín.                                            25
 “     Generoso Gándara.                                               10
 “     Agustín Sobrino.                                                     25
 “     Marcelino Portela.                                                  10
 “     Ángel Nandín.                                                        10
 “     Emilio Zavaleta.                                                       5
 “     Julián López García.                                             10
 “     Agustín Español.                                                   10
 “     Pacífico Rodríguez.                                               10
Total.                                                                           874

Relación de los señores que no han cobrado sus parcelas de terrenos ocupados por la carretera
Don Adolfo Taboada Spindler.
 “     Domingo Troncoso.
 “     José Rolán Rodríguez.
 “     José Narciso da Costa.







MEMORIA
de la Junta Directiva leída en la General de
31 de agosto de 1915
 
 
Señores:
 
Entramos en el cuarto año de nuestra existencia, y la obra de Pro-Monte está obteniendo general aplauso, que no nos enorgullece, pero que nos alienta para proseguir con más interés cada día; y como la más importante labor que nos hemos propuesto, crear árboles, solo se realiza en el tiempo; si él, al fin la considera meritoria, será para nosotros una inmensa satisfacción, que acaso solo vean realizada los que nos sucedan. Tratemos pues de practicar una ardua labor educativa de la juventud, para que empapándose de nuestras ideas y del espíritu que informa a la Sociedad, sea digna sucesión de la generación actual.
 
En la educación de los niños, tiene gran importancia procurar que arraiguen dos ideas: el amor al árbol y el afecto a los pájaros. En España, con harto dolor lo manifestamos, se ha declarado la guerra al árbol, y se decretó el exterminio de los pájaros; contra el primero van grandes y chicos; a los pájaros los persiguen con más saña los niños. Pena da ver en las carreteras los árboles tronchados adrede, ya porque dan sombra a una finca, ya porque se oponen al paso cómodo de un carro. En los montes el descuaje es permanente, sin que se atienda a la nueva plantación, y a seguirse por tales derroteros, la patria está condenada a ser un yermo.
 
La Fiesta del Árbol, cuyo origen en España data de los primeros años del siglo XIX, y que ha pasado por varias vicisitudes hasta ser declarada oficial, se propone fomentar el amor y respeto a los árboles, comenzando por la Escuela; el niño dócil a los consejos del Maestro, cuida con esmero el árbol que plantó en la fiesta; por eso se invita a los niños a ella; por eso ellos son los que plantan los árboles, y por eso esa fiesta, tan educativa, es la fiesta de los niños, de los hombres de mañana, y por eso esta Sociedad ha querido que se celebrara una Fiesta del Árbol, e insiste en que se repita todos los años, para poder así conservar vivo el fuego sagrado del respeto y del amor al árbol, que son el amor y el respeto a la Patria.
 
Habiéndose conseguido una subvención de 400 pesetas, concedida por el Ministerio de Agricultura, hemos celebrado la primera Fiesta del Árbol en 25 de marzo del año actual, con la muy respetable cooperación de las autoridades civiles, militares y eclesiásticas, y con el indispensable concurso del señor Ingeniero de Montes. Hízose una plantación de 450 ejemplares de acacia melanoxylon, en los lados de la carretera, y con tan buen éxito, que juzgamos no se ha perdido ni el 2 por ciento. Debemos aquí manifestar nuestra gratitud a todas aquellas personas que han contribuido con su presencia al mayor éxito y esplendor de aquella fiesta, desconocida hasta entonces en el país, sin dejar de hacer una especial mención del Batallón infantil del Rosal, por haber correspondido tan atentamente a la invitación que se le había hecho. Y en vista del buen re resultado obtenido en todos los conceptos con la celebración de tan simpática fiesta, esta Junta Directiva ha vuelto a solicitar una subvención y le fué concedida de 280 pesetas, para celebrar otra fiesta en Marzo de 1916.
 
En los primeros meses del año, ya se habían hecho plantaciones de árboles de distintas especies, suministradas todas por el vivero forestal de Areas, en las cantidades y clases siguientes: almeces 250; fresnos 100; roble del país 250; roble rojo 75; hayas 100; eucalyptus globulus 100; eucaliptos amigdalina 75; ciprés y cedro deodara, de cada uno 30. De otra parte la Sociedad ha adquirido laureles y madroños, y el entusiasta socio y compañero de Junta, don Laureano Alonso, suministró 80 castaños y varios robles, que con los laureles y madroños, se plantaron orillando la Vereda que hay entre las dos fuentes: y de los viveros de obras públicas, por mediación del sobrestante D. Juan Cachafeiro, nos han concedido 75 ejemplares de plátanos: tiene además la Sociedad un semillero de castaños del cual se plantarán en el próximo otoño, por lo menos 200 ejemplares.
 
La carretera que terminaba en Campo redondo, se ha prolongado hasta cerca del púlpito, y en este lugar hemos hecho una hermosa explanada defendida al poniente por un muro que además sirve de asiento; colocamos en el trayecto de la carretera y eligiendo buenos puntos de vista, bancos de piedra, en donde pueda descansarse y contemplar hermosos panoramas.

En las excavaciones no hemos podido ocuparnos por la falta de recursos, pues esos trabajos son costosos; pero no dejamos en el olvido tan interesante asunto, y en cuanto dispongamos de algún sobrante, daremos impulso a la obra comenzada; a ella nos alienta y estimula con frecuencia nuestro buen amigo D. Manuel Ángel, del cual hemos recibido no ha mucho una larga carta de su lectura hacemos merced a la Junta por no prolongar demasiado este acto. Queremos solamente hacer constar su interés por cuanto con la Sociedad tiene relación y muy en particular por las excavaciones.
 
También hemos restaurado el comedor y la cocina que se hallaban en muy mal estado y colocamos en el primero, los retratos de los señores Socios predilectos D. José M. Andreini, D. Juan A. Vila y D. Vicente de Vicente.
 
Creemos que es ahora ocasión muy oportuna para dirigir un cordial saludo a nuestro afectuoso amigo Sr. Andreini, y de hacer votos porque podamos algún día tenerlo por compañero en nuestro monte.
 
La Excma. Diputación provincial, nos ha concedido este año, y para las obras de la carretera, una subvención de 500 pesetas que aún no se han hecho efectivas.
 
De la fiesta conmemorativa, en tan buena hora acordada, solo tenemos que hacer elogios; decimos a propósito de ella, en nuestra memoria de 1913 “...y consideramos que habiendo arraigado la idea, se constituirá en una fiesta tradicional y clásica de este país”; pues bien, el pueblo la ha aceptado con cariño, y todos desean con interés que llegue el día de su celebración.
 
Después de posesionarse de la silla de Tuy el Ilmo. Señor Obispo, la Junta Directiva acordó que una Comisión de su seno fuese a ofrecer sus respetos, y darle conocimiento de la existencia de la Sociedad. Su Ilma., acogió a la Comisión con muestras de gran afecto y los estimuló para que se insista con interés en la consecución de los fines que la asociación se propone. Esta Comisión la han constituido los señores don César Troncoso, don Laureano Alonso y don José M.ª González, y fue presentada en Palacio, por el bondadoso señor don Rafael Areses.
 
Se ha producido un movimiento de opinión opuesto a la plantación de árboles, especialmente a la siembra de piñones hecha últimamente en los picos de San Francisco y Facho. Lamentamos de veras tales manifestaciones y, por nuestra parte, debemos declarar, en descargo de nuestra intervención en los hechos que motivaron aquella protesta: 1.° Que la Sociedad Pro Monte no es dueña de un metro de monte; 2.° Que las plantaciones hechas y las siembras realizadas, no son tampoco propiedad de la asociación, la cual, por virtud del Reglamento, se reserva el cuidado y protección del arbolado, que será mañana de utilidad común a todos los vecinos, pero no con el derecho de descuaje y arrasamiento, como en algunos parajes sucede con los montes comunales; 3.° Que las siembras han sido practicadas por el señor Ingeniero de Montes, según la Ley de repoblación forestal, y por último, que todos estos trabajos no estorban al aprovechamiento metódico de los esquilmes: pero se oponen, como es natural, al destrozo de los árboles nuevos, como hasta hace poco se practicaba por gentes egoístas y poco consideradas para con el porvenir.
 
Quisiéramos poder llevar al ánimo de nuestros convecinos, el convencimiento de que el arbolado en los montes es de grandísima utilidad, y por ende un manantial de riqueza; que los árboles nos suministran sus productos, sin que nos proporcionen desazón ni trabajo y que ellos, los árboles, trabajan constantemente en nuestro obsequio y beneficio, y solo nos piden que no les maltratemos desgajándoles.
 
A todos aquellos no convencidos de esta utilidad, les hacemos un ruego: esperen a que el tiempo resuelva, no presenten fallos condenatorios, dejen crecer los árboles plantados, nacer las semillas sembradas, y les prometemos que para entonces nos darán la razón, y sentirán con pena que no se hubiera hecho hace 20 años lo que tratamos de hacer ahora: He terminado.
 
El Presidente,                                   El Secretario,
Manuel Lomba                                   Pacífico Rodríguez y Rodríguez








MEMORIA
de la Junta Directiva leída en la General del 31 de diciembre de 1916
Junta Directiva
 
Presidente Honorario, D. Rafael Areses.
Presidente efectivo, D. Manuel Lomba.
Vice-presidente, D. Vicente de Vicente.
Tesorero, D. José M. González.
Secretario, D. Pacífico Rodríguez.
 
VOCALES
 
Don Julián López
  “   Constantino Candeira.
  “   Antolín Silva.
  “   César Troncoso.
  “   Sergio Martínez.
Comision auxiliar
 
Don Adolfo Rivas Baz.
  “   Laureano Alonso.
  “   José Benito Sobrino.
 
               Señores:
 
La ineludible ley de la costumbre formula, en casos análogos al que nos encontramos, un nutrido capítulo de descargos. Esta Junta debía, según el Reglamento, tener efecto en los últimos días de Agosto. Hoy, aunque tarde, vamos a dar cuenta del cumplimiento de nuestra obra durante el año que termina.
 
Creemos que no podíamos hacer más de lo que hicimos. Ausente el Presidente señor Lomba, enfermo ya hace tiempo el Vicepresidente señor Vicente de Vicente, al cual deseamos de todo corazón el pronto restablecimiento, quedamos reducidos a tres los elementos activos de la Junta directiva; pero como sobre algunos pesan los imprescindibles quehaceres de las exigencias de la vida, no es tan fácil dedicar a la obra Pro-Monte las energías que ella requiere, de todos modos, algo se ha hecho y de ello damos cuenta enseguida.
 
Este año hemos celebrado la Fiesta del Árbol en el día 4 de mayo, porque el mal tiempo no nos permitió, como pensábamos, celebrarla en 21 de marzo, pues era nuestro deseo que se efectuase en el mismo día que la del año anterior. A esta fiesta, a la que concurren los niños de todas las escuelas del Ayuntamiento, con sus profesores y estandartes, acudieron los alumnos del Colegio del Apóstol Santiago, y uno de ellos declamó con brillante entonación, la hermosa poesía que, para este acto, había compuesto nuestro buen amigo, el atildado escritor D. Manuel Álvarez, accediendo a instancias del que suscribe. Debemos hacer constar, que una nutrida representación de todas las Sociedades de recreo con las autoridades, así civiles como militares y eclesiásticas, dieron, con su asistencia, realce a la Fiesta. -Los niños colocaron etiquetas con sus nombres en los árboles que de antemano se habían plantado, y después fueron obsequiados con espléndidas meriendas.
 
Por circunstancias especiales, no ha podido acudir a la invitación que se le hiciera, el Batallón Infantil del Rosal. -El Director nos ha rogado, en atenta carta, les dispensaremos de su asistencia. Para cuantos han contribuido a dar esplendor a este acto, tenemos un afectuoso reconocimiento, y aún esperamos que en otras ocasiones, de sucesivas Fiestas, habrán de dispensarnos igual atención, concurriendo a honrarnos con su presencia, de ese modo, cultivaremos con más fruto, la propagación de las ideas, que tienden a consolidar el amor al árbol y al pájaro, fines que con gran interés, persigue esta Sociedad desde su principio.
 
Después de esto, la Junta Directiva, acordó proseguir la campaña de educación de los niños inspirándoles el amor a los árboles y a los pájaros. -Al efecto encargamos a don Manuel Álvarez, dos composiciones poéticas (sonetos) en los cuales, el árbol y el pájaro, hablen a los niños, y les llamen la atención por la falta que cometen destruyendo los nidos y desgajando los árboles- EL inspirado pintor, nuestro amigo don Manuel Ángel, se ha encargado de ilustrar con dibujos originales estas composiciones, que una vez impresas se ofrecerán por la Sociedad Pro-Monte a los niños de las respectivas Escuelas. -Procuraremos que los señores profesores nos secunden en esta campaña educativa, de la cual nos prometemos un buen éxito en beneficio de los árboles y de los pájaros.
 
La visita que el Diputado a Cortes por el distrito, hizo a esta villa en Julio último, nos proporcionó la grata satisfacción de saludarlo para tributar manifestaciones de agradecimiento por cuantas atenciones ha prestado a esta sociedad, y la oportunidad de invitarle a pasar un día de campo en el Monte, en donde pudiese, además de admirar el imponderable panorama que ofrece la naturaleza, convencerse de la buena labor que “Pro-Monte” realiza en beneficio del bien común.
 
Tenemos la satisfacción de manifestar que el Sr. Ordóñez, ha quedado muy complacido, pues sinceramente nos lo manifestó, ofreciéndonos además interesarse por nosotros en lo sucesivo, con más diligencia, si cabe, que lo había hecho hasta ahora. Visitó también el Museo de objetos hallados en las excavaciones, saliendo muy gratamente impresionado, y prometiéndonos que en la primera oportunidad, ha de procurar que se nos proporcionen algunos recursos, para que se prosiga en la labor de desentrañar el misterio que se encierra en las cumbres del Tecla.

La Junta Directiva y algunos amigos, socios de Pro-Monte, ofrecieron a D. Mariano Ordoñez una comida íntima que ha tenido lugar en el clásico comedor de Santa Tecla.
La Fiesta anual de conmemoración, no ha tenido este año, a consecuencia del mal tiempo, tanta importancia como en los años anteriores, creemos que no será esto causa para que decaiga el entusiasmo que este festival había inspirado.
De obras realizadas, debemos manifestar, que nuestro principal interés, se ha fijado en la reforma de las curvas de la carretera, que fueron debidamente ensanchadas, para facilitar el acceso de automóviles, que con frecuencia visitan el monte. Tenemos en proyecto la construcción de escalinatas de acceso al facho y a la Ermita, a partir de la explanada en que termina la carretera. Solicitamos de la Excma. Diputación Provincial una subvención como en años anteriores, contando con la intervención del Diputado señor Ordóñez.
También pensamos solicitar del Ministerio de Agricultura, la subvención para la Fiesta del árbol de 1918, puesto que para la del próximo de 1917, ya se nos han concedido 200 pesetas, a las que se añadieron, como en este año, las 50 que el Ayuntamiento presupuesta con tal objeto.
Y para terminar queremos dedicar el justo tributo que de esta sociedad merece la memoria del socio don Roque González Sobrino, tempranamente arrebatado a la vida en Puerto Rico en donde residía.
De él tiene la Sociedad muy gratos recuerdos, por ella trabajó con especial interés e indudable eficacia, siendo miembro de la Comisión que representa a Pro-Monte en Puerto Rico. -A sus deudos enviamos desde este lugar la expresión más sincera de nuestro dolor. -Recientemente han fallecido otros señores a cuya memoria también debemos dedicar un especial recuerdo, pues ellos también han contribuido, en la medida de sus fuerzas, a consolidar nuestra obra a la cual hemos cobrado gran cariño, pudiendo decir que trabajamos en ella con más ardor que si fue la cosa propia, y duele pensar, que pueda llegar un día que esto se abandone; que las zarzas invadan los plantíos, que nadie visite tan hermosos lugares: que el polvo cubra el camino, hasta hacerlo desaparecer...
 
Balance en 31 Diciembre de 1916
 
Ingresos desde 1.° de Septiembre de 1915 hasta la fecha 7.866,24
Gastos en igual tiempo.                                                       6.402,84
Sobrantes, pesetas.
                                                   Sobrantes, pesetas         1.463,40
 
Queda una existencia de pesetas 1.463,40 en las que están incluidas las 200 de subvenciones para la Fiesta del Árbol de 1917.

Número de socios en 31 de diciembre de 1916
 
Socios en La Guardia, Camposancos y Salcidos.   119
Socios en Puerto Rico.                                             101
En Vigo.                                                                      30
En la Isla de Cuba.                                                       9
En Madrid.                                                                    8
En Cádiz.                                                                      1
En New York.                                                                1
En Barcelona.                                                               2
En Ferrol.                                                                      1
En Brasil (Nictheroy).                                                    2
En Rosal y San Miguel.                                                 8
En Tui.                                                                           1
En Montevideo.                                                              2
En Buenos Aires.                                                           2
                                                                                  287
 
Hállanse comprendidos en el art. 6.°, clasificados como socios predilectos:
Don Vicente de Vicente y Vicente
  “    José M. Andreini y Verde.
  “    Juan A. Vila.
 
Están comprendidos en el art. 5.', como Socios Protectores, los señores siguientes:
Don Ezequiel Ordóñez.
  “    Mariano Ordóñez.
  “    Manuel Lomba Peña.
  “    Rafael Álvarez Nóvoa.
  “    Avelino Vicente.
  “    Ángel González.
  “    Antonio M. Somoza.
  “    José M. Carrero.
  “    Primitivo Franco.
  “    Severo Vicente Fontán.
  “    Manuel Rodríguez.
 
Socios de mérito.-Acuerdo de la Junta general ordinaria de 31 de agosto de 1915.
Don Rafael Areses Vidal.
  “    Manuel Ángel Álvarez.
  “    Juan B. Sousa.
  “    Joaquín Saúl.
  “    José María Lomba Pena.
  “    José Prieto
  “    Juan Domínguez Fontela.
  “    José Pedreira Sobrino.
 
Socios fallecidos durante el año.
Don José M." González Carrera.
  “    Roque González Sobrino.
  “    Manuel Padín Otero.
 
                V. B.
El Presidente accidental                                El Secretario
    José M.ª González                               Pacífico Rodríguez








MEMORIA
de la Junta Directiva leída en la General del 30 de septiembre de 1917
 
 
Señores:
 
De tres puntos principalmente vamos a dar cuenta a la Junta General. Son ellos:
 
Organización del Museo; apertura de senderos y camino circular en el monte, y celebración de la Fiesta del Árbol, tratando como anexo a esta de la publicación de los carteles de propaganda en favor de árboles y pájaros. Veamos estos asuntos.
 
Cuando se iniciaron los trabajos del camino forestal, fue cuando empezaron a encontrarse objetos que inducen la existencia en las cumbres del Tecla de unos pueblos sobre cuya antigüedad aún no hemos podido afirmar nada, por más que todo induce a creer que son anteriores al pueblo romano, que es el pueblo Ibérico. De cualquier modo, la Sociedad Pro-Monte se halla en posesión de una buena cantidad de objetos de bronce, de barro y de piedra con los cuales se ha constituido un pequeño museo, que ya fue visitado por muchos inteligentes, que le conceden la importancia que merece y que, además, declararon muy espontáneamente su simpatía por la labor de “Pro-Monte”. Y decimos esto, no como una alabanza para nosotros, sino como una honra para el pueblo de La Guardia, en quien, con mucha satisfacción, declinamos todos cuantos parabienes se nos han tributado y se nos tributen en lo sucesivo. Ya en otra ocasión hemos manifestado que la Sociedad “Pro-Monte” y su Junta Directiva no trabajan para sí ni individual ni colectivamente, que trabajan y trabajarán teniendo por norte el engrandecimiento de la región dentro de la Patria.
 
Ahí está el Museo, que todos los guardeses ven con gusto y que procuramos ir aumentando a medida que nos lo permite el estado económico de la Sociedad. Para la organización de este Museo ha contribuido con un buen trabajo, el culto guardés D. Juan Domínguez Fontela, haciendo una erudita clasificación de las monedas halladas en el Tecla. La junta Directiva está muy reconocida a dicho señor por los trabajos que lleva hecho y pide a la General que autorice un voto de gracia que se consignará en el acta de la sesión de hoy.
 
……………………….
 
Caminos y senderos.- En el año actual se han roturado dos senderos de importancia: uno sigue el camino antiguo de subida al monte, cortando la carretera en varios sitios y termina en Campo Redondo; tiene metro y medio de ancho con sus cunetas y pasos para el agua y presta gran utilidad a los que aprovechan los esquilmes. Otro sendero va desde el Cancelón hasta el mirador llamado del Ingeniero Areses, atravesando una hermosa planicie muy poblada de pinos de cinco años; es del ancho del anterior y tiene también cunetas. Estos dos senderos han de ser orillados de árboles en la primavera próxima.
 
Aparte de estos senderos, fue proyectado un camino circular de dos metros de ancho, que partiendo del mentado mirador rodeará el monte hasta terminar en la fuente llamada de Santa Tecla. Este camino, que ya está en construcción, quedará terminado durante el resto del año y tendrá una extensión aproximada de 1.500 metros. La Fiesta del Árbol, que este año fuera aplazada, por circunstancias especiales, se celebró al fin el día 23 del corriente. También este año ha tenido como en los anteriores carácter de gran solemnidad, concurriendo los niños de ocho escuelas del distrito y el Batallón Infantil de El Rosal, haciendo un total aproximado de 500 niños presididos por sus profesores y con sendas banderas Cantaron un hermoso “Himno del Árbol” y el “Canto a la Bandera” acompañados por la música. Contribuyeron al esplendor de la fiesta y prestaron su eficaz concurso, todas las autoridades locales y varias personas invitadas, como asimismo el distinguido ingeniero de Montes D. Rafael Areses, quien dirigió la palabra a los niños para inculcarles amor a los árboles y a la obra de “Pro-Monte”, que ensalzó, considerándola muy beneficiosa y terminó su labor dando lectura a una bellísima composición poética, obra de don Manuel Álvarez, hecha de propósito para esta fiesta forestal. Esta junta queda muy reconocida a cuantos han prestado su apoyo en esta fiesta y espera que se lo prestarán en otras inmediatas ocasiones.
 
Por hallarse relacionada con la Fiesta del Árbol haremos mérito de la publicación hecha de los carteles de propaganda en favor de los árboles y de los pájaros, obra ya conocida de todos y que ha merecido elogios de las colectividades y directores de los establecimientos docentes a los que se les han ofrecido algunos ejemplares, algunos de los cuales figuran en los cuarteles de exploradores; tal sucede con los que se le enviaron al Excmo. Sr. D. Ricardo Codorniú, distinguido Ingeniero de Montes residente en Murcia, que los envió al Cuartel de Exploradores de dicha ciudad, hecho que ha tenido a bien notificarnos, como contestación a la carta que acompañó al envío. Sírvanos esto de satisfacción.
 
…………………………….
Tenemos por último que dedicar un sentido recuerdo a la memoria del socio predilecto y Vicepresidente de esta Sociedad, don Vicente de Vicente y Vicente, fallecido este año, su delicado estado de salud no le permitía dedicar grandes energías en favor de la obra de “Pro-Monte”; fue, sin embargo, entusiasta propagandista y trabajó cuanto pudo con decidido interés -su memoria nos será siempre grata y digna de imitar su conducta.
……………………………
Aún tenemos deseo de exponer dos palabras referentes a un asunto, del cual no ha mucho se ocupó la prensa de esta villa: Las excavaciones. Sabido es de todos, que la Sociedad no cuenta, por ahora, con los recursos suficientes para acometer la obra de desenterrar una parte de las viviendas que el tiempo ha sepultado, pero esa empresa acaso pudiera ser acometida si entre un número determinado de señores socios se reuniera la cantidad suficiente para emprender la obra. En tal caso la Sociedad se encargaron de dirigir los trabajos y aprovechar los objetos hallados para aumentar con ellos el Museo, conservando allí la forma de las viviendas y aún haciendo algunas restauraciones. Conste que la Sociedad es por hoy la única autorizada para practicar trabajos de exploración y descubrimiento de esas ruinas. Abrigamos la esperanza de que en no lejano tiempo se decidirán a conceder a la Sociedad los recursos necesarios para inaugurar y continuar los trabajos. Con esto se hará un gran bien al país y la Historia podrá aprovechar algunos datos para completar la obra de reconstitución de una edad tan envuelta en nebulosas.
 
Balance del 30 de septiembre de 1917
 
Saldo de 31 de diciembre de 1916, pesetas.              1.463,80
Recibos cobrados.                                                       1.459,85
Subvenciones                                                              4.591’20
                                                                                    7.514’45
Gastos sjc                                                                   3.811’60.
 
Queda un sobrante de pesetas.                                3.702’85
 
 
Número de socios en 30 de Septiembre de 1917
 
Socios en La Guardia, Camposancos y Salcidos.   105
En Puerto Rico.                                                        127
En Vigo.                                                                      32
En la Isla de Cuba.                                                     10
En Madrid.                                                                    7
En Cádiz.                                                                      1
En New York.                                                                1
En Barcelona.                                                               2
En Irún.                                                                         1
En el Brasil (Nichtheroy).                                              2
En Montevideo.                                                             2
En El Rosal y San Miguel.                                           10
En Buenos Aires.                                                           1
En Santo Domingo.                                                        1
                                                                                  302
 
Hállanse comprendidos en el art. 6.º, o sea clasificados como socios predilectos, los señores siguientes:
Don Vicente Vicente y Vicente.
  “    José Manuel Andreini y Verde.
  “    Juan A. Vila.
 
Están comprendidos en el art. 5.º socios protectores los señores:
Don Ezequiel Ordóñez.
  “    Mariano Ordóñez.
  “    Manuel Lomba.
  “    Severo Vicente y Fontán.
  “    Rafael Álvarez Nóvoa.
  “    Avelino Vicente.
  “    Ángel González Sobrino.
  “    José M. Carrero.
  “    Primitivo Franco.
  “    Manuel Rodríguez.
 
Socios de mérito.--Acuerdo de la Junta General ordinaria del 31 de agosto de 1915.
Don Rafael Areses Vidal.
  “    Manuel Ángel Álvarez.
  “    Juan Bernardino Sousa.
  “    Joaquin Saúl Rodriguez.
  “    José M. Lomba Pena.
  “    José Prieto.
  “    Juan Domínguez Fontela.
  “    José Pedreira Sobrino.
 
 El Presidente                                   El Secretario
Manuel Lomba              Pacifico Rodríguez y Rodríguez





Regreso al contenido