guardeses - galiciasuroeste

Title
Vaya al Contenido

guardeses

Arquivo 2021
Aquilino Vázquez Villa
Aquilino do Pasaxe
Por José A. Uris Guisantes
 
 

 
Aquilino é un personaxe popular de lenda,  ducias de xeracións de mozos e mozas, da Bisbarra do Baixo Miño e doutros lugares, trataron a Aquilino do Pasaxe de Camposancos.
 
O pasado 29 de maio cumplíu CEN anos de vida, en plenas facultades mentais e con unha memoria a toda proba. Leva anos vivindo na casa que ten no “Picadero” de Mougás, o antigo Alcalde de Oia Alvaro Miniño Rodríguez.
 
Fillo de Bienvenido Vázquez e Aurora Villa, e irmán de José e Antonio. Na tenda de Bievenido  vendían de todo, súa nai era unha execlente cociñeira que preparaba a lamprea como nadie, segundo me conta o amigo Basilio Moreira.
 
Quen se esquece daquelas tazas de viño tinto a granel de  Haro (Rioxa), na “Tenda de Aqulino”,servidas por él o por seu seu irmán Antonio. O introductor do viño de Haro fora o Policía Nacional D. Luís Gil Galdámez, destiñado durante a meirande parte da súa vida na Guarda, onde finou.
 
Aquilino Vázquez con CEN anos cumplidos o 29/05/2009.
 
Como dicía Agustin Ferreira Lorenzo, presidente de ANABAM, o 29 de maio, día de seu homenaxe por parte da Agrupación Cultural Guardesa, os homenaxes, honras, medallas, etc., deben  condecerse e celebrarse en vida, pois unha vez morto, os únicos que se enteran son os familiares.

Aquilino ten unha memoria histórica que funciona perfectamente, o puidemos comprobar cando  o curtometraxe de www.memorialdecamposancos.com, como se lembraba da represión na Guarda e Camposancos durante a sublevación militar contra a II República, as calamidades dos presos e familias, así como o acontecido con fusilados e paseados da bisbarra
Seu pai Bienvenido Vázquez tivo negocios importantes no Pasaxe de Camposancos, comerciando durante moitos anos con Portugal, directamente ou por medio das “raianas”. Foi dono dunha panadería a comezos do século XX. Tamén Bienvenido Vázquez foi Alcalde de Barrio de O Pasaxe dende 1905, alternándose con Florencio Melero Carrero.

Aquilino en 2006
No ano 1914 Bienvenido Vázquez debeu de adoptar o Sistema Métrico Decimal, Pesos e Medidas. Polo tanto podemos considerar a Tenda<>Taberna da familia Vázquez como unha das mais antigas do Concello da Guarda.
Aqulino contou sempre con ducias de amigos…e amigas… pois de mozo e xa de maduro tiña moito éxito entre o sexo feminino, dando paseos románticos polo esteiro do río, chegando ata as Aceñas, nunha lancha a motor nos anos cuarenta, levando e traendo de Portugal pasaxeiros  
Gran afeccionado ao deporte da bicicleta dende novo, algún guardés puido velo subir nos domingos ao Trega en bicicleta en idade madura. Acudía a todolos festexos da bisbarra para bailar o son das orquestras o bandas de música, por certo tamén foi un excelente bailarín
Conta Basilio que […] Pero por encima de todo, “Kilito” fue y sigue siendo una buena persona.
  
José A. Uris Guisantes
2009
Manuel Gándara Fariñas
Por José A. Uris Guisantes
 

Manuel Gándara Fariñas, xullo 2011. Fotografía de José A. Uris.

Nace na rúa Largo (Laxe Grande) un 27 de marzo de 1927, fillo de Perfecto Gándara Álvarez e Josefa Fariñas Lomba. Seu pai era da saga dos Manuelons tamén coñecidos como Os Gándara. Tiveron os seguintes fillos: Manuel, Celia, José Mª e Concepción Gándara Fariñas. José Mª de mozo emigrou a Zaragoza e mais tarde, durante a guerra incivil pasou a Barcelona, onde a familia lle perdeu o rastro, non sabendo nada mais acerca do sucedido.
 
Manuel foi alumno do mestre don Manuel Rodríguez Sinde. Unha vez fixo as primeiras letras pasa a traballar en Castela como peón (Aranda del Duero, Valladolid, Soria e Guadalajara), en obras públicas, estradas, colexios, etc., promovidas polo exército. En Castela colle o mal do pulmón polo que regresa a seu pobo para tentar curarse. Ingresa no Hospital do Rebullón (Puxeiros-Mos) nos anos corenta, elí atópase con don Ermelindo Portela, tamén a recuperarse do mesmo mal. Foi atendido polo especialista don Félix Lobo de la Rúa que era ademais director do Hospital. Como é sabido o Rebullón pasou despois a ser un Centro de Tratamento e Internamento Psiquiátrico.
 
Comezou logo a traballar de conserxe no local do Frente de Juventudes da Falanxe local que estaba na rúa Joaquin Alonso (despois de acodir a Madrid a facer un curso de formación). Estaba de xefe local o mestre don Francisco López Moure e de xefe de centuria o mestre don José Couto Díaz. Neste local botou tres anos para logo casar con Isabel Pérez Santiago de A Gándara, pasando a traballar no Bar Celta. Fruito do matrimonio foron Aida e Benjamin  Gándara Pérez. Isabel faleceu en 1994 no domicilio da Praza de A Guía.  
 
Un 16 de xuño de 1957 comeza como conserxe na Sociedad Recreo Artístico Guardés, abonando un traspaso ao anterior, Julio Pazos Otero.
 
4 de outubro de 1957. Licencia Fiscal- Altas por Industrial. Manuel Gándara Fariñas c/ Vicente Sobrino nº 23. Bar en la Sociedad Recreo Artístico Guardés.  Concedida el 16 de octubre de 1957.
 
Nos meses do veran quedaba na sociedade súa esposa, pasando él a servir mesas no Hotel Pazo Santa Tecla ao que acodía a pé. Era presidente do Recreo, Manuel Martínez Español Polis. En 1959 a sociedade debe abandonar o local que ocuparon durante moitos anos mandado construir ex profeso por don José Bernardo Alonso Martínez, pero ca cesión do edificio por parte do bispo de Tui-Vigo aos Somascos, estes deben tomar posesión para levar a cabo as clases no novo colexio.
 
O presidente, Manuel Martínez Español acorda con Francisco Sobrino Rodríguez alugar unha pranta do edificio que Francisco estaba construíndo na rúa José Antonio (hoxe rúa Galicia) e pasa de seguido ó Recreo para esa nova sede. Os bailes van celebrarse durante uns anos no Teatro Cine Avenida, os que segundo Manolo foron dos mellores e mais divertidos que lembra.
 
En 1961 o Recreo volve a cambear de sede social, desta vez pasa a un baixo propiedade de Manuel Diaz González Ligero, ainda que figuraba como dono Arístides Moreira Portela, pois Ligero andaba naquela mergullado no negocio da zocata. Seguía de presidente Manuel Martínez Español. En 1967, sendo presidente Benito Pacheco Cadilla, Manolo deixa o Recreo para independizarse.
 
Uns anos antes o propio Manuel Martínez Español que era 1º tte de alcalde propuxo a Manolo que súa esposa pase nos meses de verán a coidar das recentes casetas de baños construídas polo Concello, xunto a unha pequena cantina.
 
Pequena construcción feita en 1962 en terreno público polo Concello, con tres casetas para bañistas e a esquerda unha pequena cantina que explotaba sua esposa, Isabel Pérez Santiago, mentres Manolo seguía no Recreo Artístico Guardés. Fotografía de Manuel Gándara Fariñas.
 
----------------------------


Outro aspecto da Cantina e casetas, cas mesas e sillas en 1962. Podemos ver a Isabel na esquina da Cantina con unha diadema no pelo. Fotografía propiedade de Manuel Gándara Fariñas.
------------------------------
16 de xullo de 1963. Ministerio de Obras Públicas. Jefatura de Puertos de la Provincia de Pontevedra. Vigo. Oficio nº 1272. al Sr. Alcalde de La Guardia.
Edificio de Planta Baja destinada a Bar, que pretende construir en Arena Grande, La Guardia, Manuel Gándara Fariñas.
Por esta Jefatura se interesó de Manuel Gándara Fariñas la presentación de un croquis detallado del terreno en que pretendía construir un edificio de planta baja destinado a Bar, y la autorización por escrito del Ayuntamiento de su digna Presidencia para ocupar los terrenos, si son propiedad de aquel Ayuntamiento.
Por ese Ayuntamiento ha sido remitida una certificación en la que se hace constar que el terreno del fondo de la playa de la Arena  Grande, y sus laterales, son de la propiedad municipal. Del examen del croquis presentado por el peticionario y del terreno objeto de la petición, no aparece con claridad la presunta propiedad del Ayuntamiento sobre dichos terrenos, ya que su apariencia es la de terrenos de dominio público de la zona marítimo terrestre.
Sobre dichos terrenos aparece construída una carretera de bajada a la playa de la que en el archivo de esta Jefatura no aparece constancia de la autorización para su ejecución. Por ello, ruego a VS tenga a bien, para poder resolver la petición de referencia, hacer constar la  Corporación o Entidad que realizó dicha carretera y los títulos en que el Ayuntamiento funda la propiedad sobre los terrenos en cuestión. Dios guarde a VS  muchos años. El Ingeniero Jefe de Puertos.

Restaurante Roca-Mar na praia de Area Grande, propiedade de Manuel Gándara Fariñas e sua esposa inaugurado en 1964. Fotografía de Manuel Gándara.
-------------

O Restaurante Roca-Mar na praia de Area Grande foi construído nunha leira mercada a  familia de Santiago Martínez Santiagón chamada Campo das Canas, sendo o médico Urbano Martínez Rodríguez quen negociou o precio e venta, primeiro pedía 300.000 ptas e logo quedou en 60.000 ptas. O restaurante foi construido pola empresa Cividanes Martínez S.L. da Guarda, popularmente Pechos Amarillos, por 160.000 ptas
 

Restaurante Roca-Mar na praia de Area Grande en 1966, tamén alugaban cabinas para cambearse, duchas, antucas (sombrillas) e sillas.Fotografía cedida por Manuel Gándara Fariñas.
--------------------
Panorámica do Restaurante Roca-Mar en 1964 e aspecto da praia de Area Grande. Podemos contemplar  una parte do Campo das Canas da familia Martínez Rodríguez Santiagons. Esta fotografía debeu ser tirada pola tarde. Fotografía de Manuel Gándara Fariñas.

--------------------------

Folleto de propaganda do Restaurante Roca-Mar en 1964.
-------------------
Manuel e Isabel venderon (+-1970) o Restaurante Roca-Mar a  Laurindo González López e Alejandro González Leza por 800.000 ptas, pero nunca escrituraron a venta, o parecer para a instalación de viveiros de mariscos. Estes vendérono o pouco tempo a Manuel Vicente Álvarez Fidel, quen no lugar do restaurante montaría un pequeno hostal.

Hostal Fidel–Mar na praia de Area Grande (antiguo Restaurante Roca-Mar). Podemos ver restos dunha maruxía do ano 1974. Fotografía de José A. Uris Guisantes
----------------------------------
Cos cartos da venta do restaurante mercan unha casa na prazoleta de A Guía propiedade de miña difunta tía Mª Candelaria Guisantes Rodríguez e seu esposo Francisco Prado Pérez alcumado o Pinanchí por 250.000 ptas. Co resto comeza a mercar e vender fincas e casas.
A comezos de 1970 abriron unha …Tienda de Ultramarinos Noso Lar de Manuel Gándara Fariñas. Plaza de La Guía. Antigüedad: 24/04/1970. Venta al por menor de ultramarinos, frutas, detergentes. Licencia nº 1843-A.1430...
Nestes anos segue mercando e vendendo fincas, edificios e solares, así un 16 de febreiro de 1992 o Concello porá a disposición da Xunta de Galicia os terreos para edificar un novo Colexio Público que subtitúa ao antigo de M.R.Sinde.
Tales terreos foron comprados por Manuel Gándara Fariñas a 1.500 ptas m, mercando un total de 10.811 m/2. Manuel Gándara cobrou pola operación o 3% do total (me refire que despois de tres anos lle deron 200.000 ptas). O lugar no que se compraron os terreos foi na Bouza na aba do Trega, paralelo a Avda. Manuel Álvarez.
Manuel Gándara Fariñas con unha robaliza en 1984 diante de seu domicilio na Prazoleta de A Guía.
Ano 2013, Manuel leva uns anos dando paseos pola Area Grande e de cando en vez nos vemos a entrada da capela da Guía onde conversamos, lembro que seu pai foi uns dos primeiros transportistas de A Guarda, en 1919 dispuña dun coche de 4 ruedas tirado por dos caballerías, con 4 asientos. No tiene línea fija. Precios: Convencionales.Punto de Partida: La Guardia. Punto de destino: Según convenio.Carga máxima: 480 kgs. Coche de Alquiler.
E nada mais queda este pequeño traballo para lembrar datos, lugares, detalles e persoas interesantes para os amantes da nosa historia local.
José A. Uris Guisantes
2013
Don ADOLFO MOSQUERA CASTRO
“DUENDE DE MAZARACOS OU SENSITIVA”
 

 
Fotografía de D. Adolfo Mosquera Castro. Cedida por D. Emilio Rolan Mosquera
 
  
          D. Adolfo Mosquera Castro nace  en Caldas de Reis, estudia dereito en Santiago aproveitando o tempo libre para facer versos elegantes, como os dedicados a Rosalía de Castro Poetisa del Sar que leu cando os restos mortais foron trasladados dende o camposanto de ADINA ao Panteón de Galegos Ilustres en Sto. Domingo de Bonaval ( feito histórico ao que non asistiu a Igrexa Oficial ), ou versos satíricos como os dedicados a seu compañeiro de estudios D. Manuel Portela Valladares [ alumno tamén dos PP. Xesuítas no Pasaxe e logo Ministro de Fomento ca Monarquía e Xefe de Goberno ca IIª República ] a quen os estudiantes alcumaban “carallo campante” [pola intensidade con que tomaba as cousas e a forza física que tiña ].
 
         O ler os versos satíricos contra a súa persoa acudiu prestamente a Caldas de Reis para romperlle a cara a seu compañeiro que naturalmente habíase escondido, polo que puidera pasarlle. Rematados os estudios D. Adolfo, foi nomeado Secretario do Concello de Caldas, home de pensamento liberal, cando chega a Dictadura do Xeneral D. Miguel Primo de Rivera Marqués de Estella foi perseguido (...) porque consideraban a los Secretarios de la Administración Local como los agentes más eficaces y peligrosos del caciquismo .
 
         Por imposición da dictadura militar ( tamén coñecida como “dictablanda” )  foi trasladado ata A Guarda co mesmo cargo.
 
Segundo relata Borobó...[...]...Sufrió por ella la ojeriza del Dictador Primo de Rivera y sus secuaces, que consideraban a los Secretarios de la Administracción Local como los agentes más eficaces y peligrosos del caciquismo.  Aunque Mosquera creo que no llegó a ser encarcelado, percance que le sucedió al principal de sus colegas: el famoso Viturro, Secretario de la Diputación de La Coruña y gran cacique rianxeiro, singular protagonista de las burlescas caricaturas de su convecino Alfonso Daniel Rodríguez  Castelao.
           
         Coincide na Guarda ( 1924 ) co Alcalde recen nomeado [ 2 de outubro de 1.924] D. Manuel Álvarez Vicente polo Delegado Gobernativo D. Vicente Lafuente Baleztena] da dictadura, comezando unha labor en equipo [ que contrasta fortemente ca realidade, non nos esquezamos de que D. Adolfo foi represaliado pola propia dictadura cesándoo de Secretario en Caldas de Reis]  das mais fructíferas, traballando a plena satisfacción ámbolos dous e recibindo ( o alcalde ) as felicitacións do propio Xefe de Goberno Xeneral Primo de Rivera quen estivo de visita oficial na Guarda e no Tecla, admirando a paisaxe e eloxiando a labor da Pro Monte.
 
         Un ano ante [ 2 de outubro ] o Gobernador Civil nomeado por Primo de Rivera cesa a Corporación da Guarda formada polo Alcalde D. Agustín Sobrino Vicente e os seguintes concelleiros: D. José Mª Álvarez Alonso, D. Domingo Lorenzo Pérez, D. César Troncoso González, D. Hermelindo Portela[pai do médico D. Hermelindo]., D. Francisco Trigo, D. Anselmo Portela, D. Severiano Martínez [ o día da toma de posesión como Alcalde de D. Manuel Álvarez Vicente, D. Severiano suicídase dun tiro na sen no seu domicilio do 1º piso do antigo Bar Ciscar – fronte o Cine Avenida -], D. Norberto Gándara, D. Manuel Portela e D. Benigno Sobrino.
 
          Outro 2 de outubro/1924 o delegado gobernativo destitúe a anterior Corporación formada polo Alcalde D. Manuel Otero Lomba e os seguintes concelleiros: D. José Benito Sobrino Portela, D. Hipólito Domínguez Sabarís, D. Ricardo Alonso Domínguez, D. Juan Domínguez Troncoso, D. Angel Lomba Martínez, D. Jesús González Cividanes, D. José María Sobrino, D. Generoso Álvarez Portela, D. Victoriano Pérez Alonso, D. José Franco, D. José Vicente Lomba, D. Ramón Rodríguez Portela.
 
           O novo Alcalde D. Manuel Álvarez Vicente e o resto da Corporación eran: D. José Benito Sobrino Rodríguez, D. Valeriano Portela Rodríguez, D. Isidro Giráldez Martínez, D. Generoso Álvarez Rodríguez, D. José Martínez Salcidos, D. Manuel Seoane Sanmartín, D.Ricardo Lomba Álvarez, D. Avelino González González e D. Julio Martínez Rodríguez.
 
           A Dictablanda de Primo de Rivera  remata en 1.930, e a labor deste “tándem” debeu de ser moi fructífera para o pobo da Guarda polo feito de que no seo da propia sociedade guardesa se fixo unha subscrición popular para doarlle a D. Manuel Álvarez Vicente un novo bastón de mando municipal [ que aínda hoxe e usado nas cerimonias oficiais polos distintos alcaldes que se veñen sucedendo na Guarda].
 
          Outro feito de suma importancia para A Guarda é que despois da citada dictadura do xeneral D. Miguel Primo de Rivera “Marqués de Estella”, D. Manuel Álvarez volveu a ser Alcalde da Guarda ca IIª República Española ata decembro de 1.932 que foi substituído por D. Antolin Silva Vicente, naturalmente D. Adolfo Mosquera Castro seguiu sendo Secretario.  
 
          Nas copias das Actas do Concello Guardés D. Adolfo segue de Secretario nos anos trinta [ substituído de cando en vez como secretario accidental polo oficial maior D. Teodosio Sesto], co Alcalde D. Antolin Silva Vicente [ industrial e armador guardés].
 
         Na Sesión Supletoria do Concello do 27 de decembro de 1.933 o concelleiro D. Juan Noia Xil  manifesta que [....] debido a la extracción del barro para la fábrica de las Cachadas se halla casi intrasitable uno de los caminos públicos que circundan dicho sitio y que proponía que una Comisión del Ayuntamiento lo viese y en caso de confirmarse lo manifestado se obligue al dueño de la fábrica a ponerlo en las mismas condiciones que tenía. Así se acuerda.    
 
                              [...] A propuesta del mismo señor concejal se acuerda hacer gestiones cerca del propietario de la fábrica D. José Antonio Lomba Camiña para que manifieste que clase de contrato tiene hecho con el Ayuntamiento para la explotación de dichos terrenos y en caso de no haberlo, legalizar la concesión por medio de documento que garantice el derecho de ambos.
 
                   Nesta sesión fixo de Secretario Accidental D. Teodosio Sesto.
 
         A Sesión supletoria [ nesta época os concelleiros faltaban moitas veces os Plenos Ordinarios, tendo que facer Sesión Supletorias co quórum presente], do 3 de xaneiro de 1.934 na que estaban presentes D. Antolin Silva Vicente, D. Agustín González Sobrino, D. Honorio Braslino Álvarez Sobrino,  D. Emilio Álvarez, D. Santiago González e D. Juan Álvarez.
 
                             D. Adolfo Mosquera Castro da fe de:
 
                   [...] Fue nombrado Inspector de Arbitrios en propiedad D. Angel Domínguez Pacheco quien venía desempeñando el puesto desde el 13 de junio de 1.932[ este irmán de Taxota en agosto de 1.936 foi  un dos primeiros guardeses fusilados polos falanxistas da Guarda]. Con esta data foi aprobado plantar árbores na praza de D. Juan Bautista Alonso [Monterreal] e no lugar de Coutadas, así como se delega en D. Dámaso Ramón Trigo, D. Juan Noia Xil, e D. Agustin González Sobrino....”hagan las gestiones necesarias para adquirir el terreno que sea necesario en el lugar llamado MONTIÑO para hacer allí un mirador o plazoleta con árboles”.
 
                     Nesta mesma sesión D. Juan Noia Propón: [...] que se de el nombre de D. José Darse Sobrino a la calle que partiendo de la de Puerto Rico va a la del Calvario [hoxe M.R.Sinde], o sea a la conocida por callejón de Piñeiro. El 1º Tte Alcalde D. Agustin González Sobrino manifiesta que sin dejar de reconocer los méritos contraídos por D. José Darse, a esa calle debiera dársele en su día el nombre de D. Manuel Álvarez Vicente, por haber sido el iniciador de ella, proponiendo que se diese el nombre de D. José Darse a otra.
 
                  La Corporación acordó aceptarla proposición del señorNoia y darle a dicha calle el nombre de D. José Darse Sobrino.
 
                 Na Sesión Supletoria do 31 de xaneiro de 1.934[....]....Centro Sanitario.- Se acuerda contestar a la Junta Provincial de Beneficencia, con referencia a la comunicación de que se diera cuenta en la Sesión del día 10 de enero “que este Aytto. no pone reparo alguno a que el edificio Asilo-Hospitalillo construído para este objeto por varios vecinos y naturales de este pueblo sea destinado a Centro Secundario de Higiene Rural ya que, por falta de recursos no podría sostenerse la Fundación en forma rindiese los beneficios que dicho Centro rindiendo, siempre que se destine dicho edificio a tal fin, y si por cualquier circunstancia el Estado cerrase tal Centro, o no contiuase prestando los servicios, la Fundación se haría inmediatamente cargo de la casa, así como lo haría igualmente si llegase a tener fondos suficientes para cumplir ampliamente su fin, aunque procurando la convivencia de ambos servicios: los del Hospitalillo-Asilo y los del actual Centro Secundario, si fuese posible.   
 
                  Sendo secretario D. Adolfo Mosquera e Alcalde D. Antolin Silva [Sesión Supletoria do 14/marzo/1934] [...] Se acuerda que el sr. Alcalde escriba a D. José Rodríguez Rivera, ingeniero de Caminos, que fue jefe de Obras del Puerto de Vigo y ahora está en la Dirección General, para que ten ga la bondad de averiguar si está hecho el estudio de la carretera de Barra de Miño al Puerto de La Guardia, y rogarle que, en un caso negativo preste su importante concurso en donde haga falta para que se realice tal Estudio.
 
Asinan a Acta: D. Antolin Silva, D. Juan Noia, D. Dámaso R. Trigo, D. Emilio Álvarez, D. Juan Álvarez, D. Agustin Glez Sobrino e D. Santiago González.
 
                   Na Sesión Supletoria do 4 de abril de 1.934 presidida por D. Antolin Silva Vicente D. Adolfo da fe:
 
                           [...] Para organizar los Festejos del próximo día 14 de abril con motivo del Aniversario de la IIª República se nombra una Comisión integrada por D. Agustin Glez Sobrino, D. Juan Álvarez, D. Emilio Álvarez y D. Juan Noya.
 
                           LEGADO.- Para activar la entrega o empleo del legado que figura en el testamento del finado D. Francisco Riego, un portante de venticinco mil pesetas, para una ESCUELA EN SALCIDOS,se acuerda oficiar a D. Marcelo Riego, albacea testamentario de aquel, a fin de que se demore lo menos posible el cumplimiento de su última voluntad.
 
                           CANOSA.- También se acuerda interesar al Diputado a Cortes, D. Emiliano Iglesias por la realización de una carretera que partiendo de la de Redondela a La Guardia en el kilómetro 93 hectómetro 9, termine en el campo de aterrizaje de A Canosa.
 
        Na Sesión Supletoria do 18 de abril de 1.934 D. Adolfo certifica que:
 
[...] Se desestima la petición de la Compañía Avícola Gallega la exección del arbitrio de volatería porque las aves “van en tránsito”.
 
       Se acuerda empedrar la calle del CORUTO desde el nº 44 al 61. Se acuerda comprar el terreno llamado “Viña Grande” en El Coruto, de los Herederos de D. Francisco Riego por el precio de ptas 1,25 céntimos metro cuadrado, por cuenta de las donaciones particulares que hay recibidas con destino a dicha vía.
 
       D. Juan Noia Xil en Fuxidos escribe de D. Adolfo: [....]....D. Manuel Álvarez tivo o singular acerto de rodearse de xente prestixiosa disposta a arrimar o ombro. Un dos seus primeiros pasos foi o de levar a secretaría do Concello ó avogado( procedente da secretaría de Caldas de Reis) D. Adolfo Mosquera.......que co seu acertado asesoramento contribuíu á boa marcha da administración municipal...
 
      D. Adolfo Mosquera Castro debeu de retirarse – ou deixalo posto da Guarda – entre novembro[ derradeira acta que axiña] e decembro de 1.934 que queda como Secretario Accidental D. Teodosio Sesto .
 
       Chega como novo Secretario do Concello en agosto de 1.935 D. Herminio Amigo
 
Fernández quen permuta a praza con D. Antonio Vidal Pérez, procedente do Concello de A Baña-A Coruña [ Sesión extraordinaria do 14 de novembro de 1.935, presidida por D. Antolin Silva Vicente],
 
       Para escribir seus artigos e versos [ publicados no Heraldo Guardés de D. José Darse Sobrino entre os anos 1924-1934], utilizou dous pseudónimos EL DUENDE DE MAZARACOS  e  SENSITIVA,  polemizando contra a situación caciquil daquelas etapas por meo de versos como este,  
 
 
“A GALICIA”
....Pro, tamén, esta lira xa vella,
ten  n´as cordas que tangue hoxe o vate
uns bruídos de peitos escravos,
que craman xustiza,
que piden amparo.
Son as voces d´os probes galegos
que non poden folgar un instante;
son salayos de xente cansada
que traballa sempre sin lograr ventaxa....
....¡Ala, arriba os valentes galegos
a loitar pol´a  patria pequena,
de cadeas  libre,
e andando ela soila!...
......................................
  
 
N´O DESENCRAVO
          _____
N´o sermón do desencravo
decia un pradicador
cand´un crego, con delor,
púñase a arrincar un cravo
que so tiña o Salvador:
“¿Quen vos puxo asi, Dios mio
quen a esa crus vos subeu...?”
Y un rapas saleu con brío:
Foy onte José do Río,
que llo vin encravar eu….!
                                                                   
                                             
                                                          Adolfo Mosquera Castro.
                                                                     La Guardia, Junio  de 1925.
 
       

 
            D. Aldolfo Mosquera Castro casara duas veces e do segundo matrimonio con unha señorita Trapote, irman do avogado D. Veremunde Trapote [ deputado provincial por Caldas durante a Dictadura de Primo de Rivera e cabeza visible dos agraristas caldenses enfrentados a D. Bernardo M. Sagasta, e membro da Unión Patriótica de Primo de Rivera , xunto co seu amigo o Alcalde Caldas D. Juan Salgado]
 
                Unha das fillas de D. Adolfo foi Dona. Margarita Mosquera Trapote ( finada recentemente ) casada co medico D. Emilio Rolan ( finado moi novo ) e con quen tivo dous fillos, D. Emilio e Adolfo Rolán Mosquera.
 
                Con motivo das Festas Patronais de Caldas de Reis [12 de agosto de 1.995] o escritor D. Raimundo García Dominguez “Borobó” pronuncióu o Pregón adicado, entre outros, a D. Adolfo Mosquera Castro.
 
                                   [...]...Tomás Mosquera, casado en segundas nupcias con Dña. Juanita Domínguez tenía un hijo de su primer matrimonio [ a nai era irma de D. Faustino Castro Ande] llamado Adolfo, quien por su agudo ingenio y pluma fácil se distinguió ya, estudiando Derecho en Santiago.
 
                              Componía versos, algunos eligíacos, otros mas satíricos y menos sentimentales, algunos escritos ex profeso para festejar acontecimientos familiares cómo este recitado en la boda de su media hermana Lola Mosquera Domínguez con Ramón Dios Rivademar [ Secretario Municipal de Boiro, logo de Pontevedra ]:
 

 
YO Y LA CORTE CELESTIAL
 
 
Pues se a casado mi hermana
con Dios, quisiera saber
con claridad meridiana
lo que el día de mañana
en el cielo voy a ser.
Por que el problema es un pisto;
si el hijo de Dios es Cristo
y yo de Dios soy cuñado
vengo a estar emparentado
con la Trinidad, es visto.
Un hijo de Dios será
sobrino mío, sin duda
y entonces sucederá
que sin milagrosa ayuda,
Cristo en mí, un tío tendrá.
Yo tío del Redentor...
Juanita abuela de él
y consuegra del Señor
y así por este tenor
parentescos a granel.
Pero una duda me asalta
que disipar me hace falta
para mi tranquilidad,
que esta nueva afinidad
con Dios, de veras me exalta.
Si de Juanita es Dios yerno
en este enlace moderno
su nieto Cristo ha de ser,
y ahora vamos a ver,
¿Qué soy yo del Padre Eterno?
           
                    Adolfo Mosquera.
                                                                         
 

 
I  N  S  I  S  T  O
[ publicado en 1.925 no Heraldo Guardés de D. José Darse Sobrino]
A mi amigo Adolfo Builla
 
                 He afirmado, en una de mis anteriores crónicas, que el drama sacro “La Pasión de Jesús” non es representable, por la sencilla razón que no hay posibilidad de que el hombre encarne los bíblicos personajes que en él figuran.
 
               Para rebatir mi tésis, se dice que todas las figuras del drama aquel son humanas; esto es, que el episodio dramático se desarrolló entre hombres, y que, siendo ello cierto, nada tiene de particular que otros hombres sustituyan en la escena a los protagonistas. De otro modo: que los hombres de ahora pueden hacer lo que hicieron los de entonces.
 
                A primera vista el argumento deslumbra, mas di se desmenuza un poco, se ve que es deleznable, frágil.
 
                Jesús de Nazareth era un ser humano: innegable. Pero, los seres que lo van a sustituir en escena, ¿son hijos de Dios?, ¿Hay ahora hombres que rediman con su muerte a la Humanidad?, ¿Quién de nosotros puede hacer el papel que hizo un hombre Hijo de Dios, que había de ser Dios, que naciera de una virgen por obra y gracia del Espíritusanto y que sabía que era hombre y que era Dios, porque el Padre, el Hijo y el Espíritusanto son una misma consustancialidad?, ¿Qué mujer, actualmente, puede representar a María, que concibiera sin mancha, que era madre del Hijo de Dios, que estaba elegida para reinar en el Cielo y que en todo momento irradiara, como Jesús, una aureola de luz, de divinidad, de algo sobrenatural?, ¿Jesús y María fueron un hombre y una mujer vulgares, como las mujeres y loshombres de ahora, para que puedan ser imitados por estos en sus divinas figuras, en su celestial belleza y en los hechos sobrenaturales en que intervinieron?.
 
             ¡Que eran hombres, seres humanos....!. Si; pero seres humanos que eran divinos, pues procedían – Jesús, al menos- de la voluntad de Dios, de su omnipotencia.
 
            El Hijo de Dios, que naciera por virtud del milagro de haber concebido María sin mancha de pecado, y que sabe- así lo dicen sus predicaciones- que está destinado a morir en una cruz para redimir a humano linaje y a resucitar el tercer día para subir al cielo y reinar en él aliado del Eterno, que es El mismo, y el Espíritusanto, que es El propio, porque los tres son la Trinidad y la trinidad es uno.... y...tres; un hombre así,¿es como todos los hombres para que cualquiera de nosotros le sustituyamos, en unión de otros hombres y otras mujeres, interpretemos fielmente los distintos episodios que constituyen el drama del calvario? ¡No!.
 
            Lo sublime está al alcance de los vulgares; y cuando el vulgo intenta reconstituir algo que tuvo destellos de sublimidad, irisaciones de arte esencial, puro, no logra más que caricaturizar lo que quiere reconstituir. Es como si Cuasimodo, queriendo imitar la sonrisa de Venus Afrodita, nos regalase con una mueca fea y repugnante, confiado en que la risa está al alcance de todos.
 
          Y Venus y Cuasimodo, aunque mitos, son humanos, pudieron existir y eluno intentar sonreir como la diosa de la hermosura, fiado en que tenía la boca como ella y en que le era fáctible enseñar sus dientes, negros y tortuosos con la misma gracia y donosura con que lo hacía la madre de Cupido.
 
          Es ilusión vana, infundada pretensión –y en esta mi afirmación no dejo fuera ninguna clase de manifestaciones externas del culto católico, ni algunas de las que tienen lugar en el interior de los templos- querer revelar la Biblia como si fuese una negativa impresionada en la cámara oscura de una Kodak, que diese al público la idea exacta de todos y cada uno de los episodios en que han intervenido Jesús, María y los Apóstoles,,,,Hay escenas que ni aún la imaginación del hombre puede concebir, cerrando los ojos, ensimismándose, después de una copiosa lectura de antiguos y nuevos Testamentos, para cuanto más pretender renovarlas, dándoles plasticidad y movimiento, hechando del templo a latigazos, a los mercaderes, queriendo ser hombre, a sabiendas de que era Dios, para salvar a los demás hombres; dejándose besar por Judas sin ignorar que era un traidor que lo había de entregar a sus enemigos....; Jesús, en todos los momentos de su vida humana, es una figura infinitamente superior a cualquiera otro que ofrezca el humano linaje.
 
           Yo no quiero, siquiera, someter su existencia y la de su divina madre a una controlación disquisitiva que pueda llevarme a lacerteza de que cuanto dicen de ellos textos, tradiciones y referencias de los mismos Apóstoles es una pura invención. ¿Qué lo sea!. Yo necesito para mi gusto espiritual que Jesús y María hubiesen existido y que sean lo que son.
 
          En las vidas de Mahoma, de Confucio y de todos los soberanos celestiales que sirven a los pueblos del mundo de freno, en unos casos, de consuelo y de esperanza, en otros, yo no encuentro una satisfacción espiritual tan grande como hallo en las de la Virgen María y de su Hijo.
 
        ¿Por qué?. Porque ninguna de aquellas creaciones encierra la poesía, la fragancia, la jugosidad artística, el perfume santo, la dulzura y la fuerza dramática de los protagonistas deldrama del Calvario. Por eso concibo a Jesús, a María y a los Apóstoles para deleitarme espiritualmente en sus manifestaciones sobrenaturales.
 
       Por eso creo que ningún hombre puede ni debe intentar la imitación ene scena de los actos en que aquellos han intervenido aquí, en la tierra; porque de los sublime a lo ridículo hay un paso y un abismo: un paso, por lo fácil que es caer en él; un abismo, porque de la realidad vulgar a las concepciones artísticas de las fantasías tropicales, o de los sueños de oriente, hay la distancia incomensurable que empieza en la tierra y se pierde en el infinito, a donde no llega el pensamiento humano...
 
      ¡Que es la que hay entre los hombres y Jesucristo y su Madre!. ¡La madre del Amor Hermoso!
 
SENSITIVA
La Guardia, 1925.
 
  
 
LOS MURCIÉLAGOS
[ publicado en 1925 no Nuevo Heraldo Guardés]
 
          ¡Protesto!. En mis dominios de Mazaracos no consiento que después de las doce de la noche, haya mas duendes, trasgos o almas en pena que yo, que por derecho propio y por razones jurídicas de primer ocupante de rés untíns, me hallo en condiciones legales de disputar a cualquier otro duende apócrifo la exclusiva de tal viaje; o por mejor decir, el uso de aquella vía pública con preferencia a los demás viandantes.
 
         Esto viene a cuento de lo que me ha ocurrido no hace muchas noches. No hace muchas noches, ejercitaba yo uno de mis cotidianos paseos nocturnos por Mazaracos, de cuya calle soy Duende honorario y efectivo, y cuando más entretenido me hallaba en mi labor de no hacer nada, siento pasos; me arrimo al quicio de una puerta medioeval que en plena sombra me ocultaba a todo extraño mirar, y , al poco rato, percibió mi oido el murmullo de una conversación lejana. Se oyen más cerca unas pisadas; se entiende ya con claridad la conversación de los noctámbulos que caminan y, de repente, llegan junto a mi tres hombres. Por más que miro, no los conozco. Uno sigue con lento paso a los otros y, en medio de ellos,con las dos manos cruzadas sobre la espalda, bajando de la nuca, la espalda cambia de nombre. Mira hacia el suelo; habla con marcado dominio sobre los otros, y dice textualmente:
 
        -Es una obra esta que la hubiese hecho cualquiera teniendo el dinero que hoy tiene el Ayuntamiento. La hubiese hecho mejor con el mismo dinero, porque fijaros – y señalaba con el bastón-: aquí hay una oquedad de dos cetímetros, que demuestra la falta de dirección inteligente en esta obra, como en las demás d ereciente ejecución.
 
        -Pero-replicaba otro señor, también caduco- hay que confesar que tanto esta vía como las demás que se han abierto y empedrado hace dos años, cuestan hoy cuatro veces más que antes, y que, a pesar de ello, nosotros no hemos podido abrir una sola calle de ensanche del pueblo, ni llegamos a hacer transitables caminos aldeanos imposibles de salvar, ni nos fue dado conseguir otros aplausos que los que el miedo y la esclavitud en que vivía la gente nos ofrecía para consagraciarse con nosotros, no para demostrarnos afecto y agradecimiento; las cosas claras.
 
           -Pero ven acá, imbécil: ¿qué podíamos hacer sin dinero?.
 
           -¡Alto ahí!. Doy por hecho que recaudamos menos por el sistema de consumos, que por el de arbitrios, pero ten en cuenta que los gastos hoy han triplicado losde entonces. Un médico ganaba 1000 ptas, y hoy gana y cobra 2500, con mas 250 por inspector de Sanidad en su distrito; el Secretario del Ayuntamiento percibía poco más de 2000 ptas, y hoy cobra 5000; el oficial de Secretaría tenía escasamente 1000 ptas, y hoy tiene 2500; el Depositario tenía asignadas 800 ptas anuales, y hoy percibe 1200; el portero ganaba 700 ptas, y hoy 1000; los Guardias Municipales costaban 1665 ptas: en la actualidad 7360; para equipo y vestuario habían antaño consignadas 150 ptas, y hoy 1000; para Salubridad e Higiene, antes no había nada presupuestado especialmente, y hoy figuran 5500 ptas; para vivienda de maestros  y alquileres de casa-escuelas, se consignaban antes 1140 ptas, y ahora 2094; el alquiler de la Casa-Cuartel costaba 750 ptas; hoy cuesta 1200; el de la casa de Telégrafos importaba 475 ptas, y ahora se pagan 840; para la Sociedad Pro Monte Tecla, había 50 ptas, y hoy hay 250, costaban entonces los barrenderos 644, ahora 2100; los Guardas Rurales importaban 1200 ptas, hoy cuestan 2700, para arbolado se cosignaban 50 ptas, y hoy 200; para caminos se presupuestaban 1000, y hoy 12500; para aceras y empedrado de calles solían consignarse 3000 ptas, hoy se consignan y gastan 7500, para imprevistos había antes, cuando más 2000 ptas, hoy 3810, antes  no había gastos de la Delegación Gubernativa, ni la jubilación forzosa del ex  Secretario D. Enrique María Sesto, que importa 3600 ptas; ni existía lo del Retiro Obrero, que cuesta ahora 687 ptas anualmente, y, por último, ahora figuran para sueldos del Administrador de Arbitrios y personal de vigilancia, la cantidad de 10612 pesetas, que se  cobran por nómina, y antes no se sabe lo que se empleaba en el menester, porque no figuraban en presupuesto tales empleados, sino que cobraban, los que había, por su propia virtud, o sea en la cuenta de recaudación....
 
       -Tú eres de los que comulgan con ruedas de molino, y por eso te hicieron tragar todos esos cuentos tártaros. No me hables de esto para compararlo con aquello...
 
       -No hablaré; pero en estos paseos que damos a media noche para ir conociendo La Guardia nueva del Directorio, aprendiendo una cosa, siquiera no tengamos el valor de confesarla; y es que Mazaracos, San Cayetano, Chan de Conde, Siete Caminos, Aldramán,etc., que antes eran una vergüenza para nosotros, o, por lo menos, debieran serlo, están hoy tan presentables y urbanizados como antes estaba el corazón de la Villa. Y no hablemos de Camposancos y de Salcidos.... Creéme que nos conviene salir de noche por estos sitios, porque si lo hiciésemos a plena luz del sol nos corrían los vecinos de estos barrios y de aquellas aldeas...Tenemos que hacer confesión general, arrepentirnos de nuestra vida politica pasada y prometer ser otros el día de mañana...
 
       Siguieron su curso los misteriosos personajes de mi narración, y yo tomé nota de lo que había oido y copiado dejo.
 
       Pero, conste que si otra noche tropiezo con ellos en mis dominios, toco a rebato, salen las mujeres con escobas y allí no queda más murciélago que yo.
 
       Que se paseen por la noche, bien, que se enteren de lo nuevo y bueno que se está haciendo en La Guardia cuando el sereno canata las doce precedidas del Ave María, perfectamente, porque cada uno sale cuando le conviene; pero cometer la injusticia de sostener que La Guardia de hoy no es una Villa que en dos años ha mejorado en un cincuenta por ciento, eso, repito, no debe hacerse, ni de noche, ni de día.
 
        Será la época; serán las modernas teorías político sociales; será que los gobernantes de hoy están ejerciendo por propia vocación y no por las triquiñuelas políticas de antes; será porque las autoridades superiores se preocupan más que antaño de vigilar a los inferiores; será porque ahora no se gobierna con cadenas, sino con libertad, por amor al bien, al Rey y a la Patria; será por lo que fuere, pero el caso es que hoy en España se gobierna mejor, arriba y abajo, porque no se gobierna con vistas a las elecciones. esta es, para mí, la razón potísima del por que adelantan los pueblos, se purifican de antiguos pecados, y siguen el camino de la felicidad....que a todos os deseo.
 
Amén.
El Duende de Mazaracos.
La Guardia, 1925.
 
NOTA: Este escrito era unha crítica directa a D. Agustin Sobrino Vicente Alcalde da Guarda do Partido Conservador  . Daquela a saga dos Ordoñez eran quenes “mandaban” a nivei Baixo Miño.
 
 
 
 
EL “IDEAL”
 
 
              Me ha llenado de gozo la noticia, para mi muy grata, de que el ideal abrirá sus puertas y claro está que su taquilla, a mediados del mes entrante, para hacernos pasar tardes y noches de modo que no sintamos la lentitud de las horas, ni nos acordemos de mirar los relojes.
 
              Los empresarios tienen ultimado conrtatos de películas verdaderamente notables, que pasarán por la pantalla a nuestra vista para recrearnos y hacernos perder la noción del tiempo....Del tiempo que se pasa en el saloncito coquetón y alegre.
 
             Creo que interpreto el gusto y el deseo de la generalidad de los asiduos al “ideal”, pidiendo a sus empresarios, cuando ello sea posible material y económicamente, que no nos condenen a desenlaces a dos meses fecha.
 
            La película que tiene mayor aceptación es la de asunto que se resuelve en el más breve plazo.
 
            Las de muchas jornadas no las inauguran los espectadores en la duda de poder verlas todas; y esas abstenciones van en perjuicio de la Empresa.
 
vamos...¡digo yo!.
 
           Que contra mi humilde opinión está la bién fudamentada de los empresarios, que saben donde les aprieta el zapato de las film. (  Pantaleón [Eduardo] me perdone si eso está mal escrito y , caso de que lo esté, no me condene a un penalty , o me haga una melée en el recreo....).

          Y una vez dicho esto, añadiré solamente dos palabras a mis compañeras de butacas, que suelen alegrar con su charla bulliciosa y con sus caritas de maliciosas ingenuas el patio del “Ideal” en las noches de los grandes sucesos cinematográficos-locales.
 
             Volver todas a vuestros puestos, como una banda de ondinas que hartas del azul de las aguas, buscasen un descando a sus ejercicios cotidianos, para atraer y pescar en tierra a los peces-hombres que no pican en el líquido elemento y que en lugar de mas alta temperatura, cerquita de vosotras, embriagándose en los orientales perfumes que exhalais puedan facilmente tragar el anzuelo y dejar en la Vicaría hasta las argalas....
 
                                                                                  Que a todas os deseo.....etcetera.
                                                                                                El Duende de Mazaracos.
 
 
 
 
A GALICIA
   
Para cantarche, Galicia adourada,
tango as cordas tempradas d´a lira,
n´as que bolen marmullos de ríos,
rumores de fontes,
queixumes de pinos.
D´elas sailen, y a rosa arrecenden,
os airiños saudabes e mainos,
d´as tuas rías, que dormen n´a area,
e d´os teus picotos,
e d´as tuasveigas.
N´elas zoan, soaves ou fortes,
vendavales con choivas de orvallo,
e nordestes que deixan o ceo
de limpo e brilante
com´un propio espello.
Elas gardan cen contos de trasnos
qu´as abós lles contaban ós netos
ant´uns potes de caldo de berzas
qu´ó lume fervían
n´os lares d´aldea.
Elas saben hestorias de mozas
qu´en fiadas, magostos e mallas
recibiron, sin velo, o mal d´ollo,
e quedaron fracas,
e morreron logo.
Elas teñen muiñeiras d´abondo,
riveiráns, ou d´as qu´hay n´as mariñas,
qu´antre atruxos e fogos d´estralo
tocab´o gaiteiro
d´a ilesia n´o adro.
Elas teñen, tomadas nó campo,
ala-lás e baladas soevas
qu´o pasaren pol-as corredoiras
de volta d´a sacha,
cantaban as mozas.
Pro, tamen, esta lira xa vella,
ten n´as cordas que tangue hoxe o vate
uns bruidos de peitos escravos,
que craman xustiza, que piden amparo.
Son as voces d´os probes galegos
que non poden folgar un instante;
son salayos de xente cansada
que traballa sempre
sin lograr ventaxa...
Ten Galicia poesía d´abondo,
Dios lle deu canto bó tén o mundo,
panoramas, mulleres bunitas,
n´ os montes coenllos,
nos mares sardiña.
Ten pinales, debesas e fontes,
ten regueiros, e ríos y-herbales,
ten molimes, carballos, xunqueiras,
ten pastos, ten froles,
tén lus, ten asencias......
Pro as mulleres traballan com´homes,
ninguén folga unha hora n´o día,
os rapaces dend´os cinco anos
apañan a herba,
ou coidan do gando.
E por mais que non comen, n´aforran,
e o chegar o trimestre maldito,
para pagar os trabucos odiosos
ou cayen n´a usura
ou venden o porco......
¡Erte, esperta, Galicia querida,
que durmindo te levan para coba;
si te qués redimir, ten arroxo,
e sacod´os grilos
e recrob´os folgos.!....
¡Alá, arriba os valentes galegos
a loitar pol´a pátrea pequena,
hasta vela felis e dichosa,
de cadeas libre,
e andando ela soila!.
Xa parés qu´un mañán alborea
alá lonxe, n´os días que veñen,
alumeando a Galicia, que ríe,
que canta e traballa,
qu´aforra e que vive....
S´eu asi te mirasealgún día
patria miña, morría sin pena
moy tranquilocontento e sourindo,
¡qu´o morrer vend´á nai  satisfeita,
e o mais doce morrer par´un fillo!.
Adolfo Mosquera Castro.
La Guardia, Marzo 1.925.
 

N ´O DESENCRAVO
         _______
N´o sermón do desencravo
decía un pradicador
cad´un crego, con delor,
púñase a arríncar un cravo
que sostiña o Salvador:
“¿Quen vos puxo así, Dios mío
quen a esa crus vos subeu...?”
Y –un rapás saleu con brío:
Foy onte José do Río,
que llo vin encravar eu...!
      
        Adolfo Mosquera Castro.
                      La Guardia, Junio de 1925.


Ilusión y realidad
        
       A una rubia.
Un día plácido del mes de  Agosto
junto a una peña, cerca del mar,
sentéme un rato y allí me puse
viendo las olas juguetear.
El sol rielaba sobre las aguas,
dando al mar manso luz y calor:
las gaviotas, en raudos giros,
hendían el aire cortando el sol.
Las ondas suaves del mar tranquilo
hácia la orilla dejábanse ir:
llegaban a ella, dábanse un beso,
y allí felices solían morir.
Entre la espuma de una ola blanca,
que hasta mis plantas logró correr,
salió una ondina, divina imagen,
que yo conservo, de una mujer.
La cabellera, sobre los hombros
alabastrinos de aquella huri
caía, y bajaba como una clámide
cubriendo el seno de oro y zafir.
Los grandes ojos, color de cielo;
la boca breve, como un clavel;
la piel, rosada, las cejas finas;
los labios rojos, brindando miel.
Ruborosilla llegó a mi vera
y, al verla cerca, creí morir,
tendió sus brazos, rodeó mi cuello,
y, entre suspiros, díjome así:
“Yo soy la musa de los poetas,
soy su esperanza, soy su ilusión;
tú me conoces y no me has visto...
¡yo soy aquella; tu numen soy!
Sígueme amando como hasta ahora;
sueña, poeta, felis serás...
nunca te acerques a rás de tierra
porque te espera la realidad”.
Dijo; y besándome desfallecida,
en otra ola volvióse al mar,
y al alejarse fue sonriéndome,
hasta que luego no la vi más.
Y sigo amando con toda mi alma
a aquella hermosa, loca ficción,
con la esperanza de que algún día
pueda en mis brazos tenerla yo.
Mas...no la encuentro, por desdicha
y esta mi pena me va a matar;
que sin mi musa vivir no puedo,
y ella no sale ya más del mar....
............................................
Ayer, el verte junto a la playa,
fue una divina revelación...
¡Tú eres aquella ninfa que un día
con su hermosura me enamoró!
¡Ya tomó cuerpo la musa mía,
ya no es platónico mi amor de ayer...!
te amé cuando eras cosa soñada,
¡¡como no amarte, siendo mujer...!!
        
                         SENSITIVA.
                                    La Guardia, agosto 1.925.
                                                                                                                                                                                                                                                                                                 

 
 
EN LAS ACEÑAS
 
                   Que Galicia ha sido la predilecta de la naturaleza, no cabe duda. Me vienen a mi con poderaciones de la Costa azul, de los lagos de Venezuela y de las campiñas suizas, y me ven ustedes sonreir con la mayor benevolenciahacia el que de tal modo alaba lo que ha visto fuera de eeste paraíso gallego, que desconoce.
 
¡Terra a nosa!
 
                   Esto viene a cuento de una excursión a las Aceñas, de que he formado parte gracias a la amabilidad de las familias Troncoso, Portela y Lasiote, que me invitaron a tan preciosa gira, realizada el día 1º del actual.
 
 
                  De dos maneras distintas hicimos el viaje de ida: unos por tierra, en nuestro Hispano, y otros en gasolinera, río arriba. La vuelta fue para todos fluvial...
 
                  Al filo de la una, en un robledal espeso, a donde la luz del sol llegaba cernida y sin calor, sobre un césped verde esmeralda, que si no era, precisamente, una alfombra oriental, hacía sus veces , nos sentamos todos como si fuésemos mismísimos hijos de Mahoma; y las cestas de vituallas, hasta entonces cuidadosamente tapadas, abrieron a nuestros ojos los tesoros de sus entrañas, y a ellas fueron las miradas de los comensales, atraídas por el deseo de reparar nuestros hálitos vitales, un tanto decaídos por los fox y los wals que, a manera de aperitivos, nos había servido un acordeonista, que tocaba de tarde en tarde, pero que, en cambio, lo hacía por poco tiempo cada vez.
 
                Y entonces fue cuando la amable señora de D. Antonio Portela y su linda sobrina Sarita; las bellas señoritas Joaquina y Carmiña Troncoso, y las simpáticas y complacientes hermanas de Juan Antonio F. Lasiote, Domitila y Rosita, comenzaron a servir manjares exquisitos, con profusión de bodas de Camacho.
 
               Allí estaban del sexo que dicen débil, además de las ya enumeradas, doña María Beiró, Dña. Margarita Álvarez, hermosa hija del querido alcalde de La Guardia, y su amiga la Sta. Cristeta Goñi, violinista notable, estupenda bailarina y formidable polemista en materias relacionadas con las diversas psicologías del amor.             
 
                 Del sexo feo nos hallábamos presentes D. Manuel Álvarez, D. Antonio y D. Avelino Portela, D. Adolfo Rivas, administrador de nuestro Hispano, D. Juan A. F. Lasiote, D. Higinio y D. Agustin Troncoso, D. Brasilino Álvarez, D. Florián García, D. Adolfo A. Builla y, también, aunque en aquel momento no tenía forma corpórea, “El Duende de Mazaracos”, por quien se preguntaba a menudo, sin que él respondiese al conjuro. Yo creo que si lo llamasen ellas, acudía al punto, porque me consta de ciencia propia que es galante, y que fue siempre un culto para él complacer a las damas, mucho más cuando más lindas ellas sean.
 
               Se comió, se bailó, se discutieron temas enrevesados, se pusieron sobre el tapete, digo, sobre el césped, problemas sociales y teorías más o menos ingeniosas respecto a la libertad del ser consciente, y, en fin, se dio -¿cómo no? – la nota alegre siempre, siempre nueva, de la aproximación de dos corazones que simpatizan, se atraen, pero que luchan denodadamente antes de entregarse uno a otro, para la rendición tenga mayores encantos.
 
             Charla amena, viva, ingeniosa; alegría, satisfacción, confianza; miradas incediarias; recuardos, ¡ay!, de tiempos que siguen el mismo sino de las golondrinas de Becquer; remozamiento, remembranzas de paraisos perdidos; envidia a los nuevos paraísos...
 
            En fin: el ayer, triste como todoslos ocasos, y el hoy alegre y pimpante, como todas las alboradas...
 
           ¡Ya se acabó todo! El sol, declina; la marea baja: poco importa que el amor suba...Rebollar, nuestro capitán, dice que nunca pudo desencallar una embarcación apelando al amor, y no hubo más remedio que recoger las vituallas y embarcar.
 
           Y ahora vuelvo a lo de la Costa azul, los lagos de Venecia y las campiñas suizas...
 
           No concibo cosa más bonita que el trozo de río que el barco en que vamos recorre desde las Aceñas, hasta el puente Tamuje. Es un canal que tiene de ancho poco más que nuestra nave, y tan tupidas están las márgenes, tan llenas las orillas de vejetación, que los sauces, los cerezos silvestres, las higueras, etc., tocan las bordas y el toldo de la embarcación.
 
         Vamos con poca marcha. El sol se filtra de vez en cuando por entre las ramas de los árboles, hiriendo a intérvalos nuestra vista, absorta ante tanta belleza.
 
         Caminamos en contínua sombra a pesarde que Febo luce rutilante su cabellera de fuego, sin una nube que empañe la nitidez del cielo.
 
         Suena el acordeón a bordo, lanzando en la umbría las alegres notas de un fox austríaco.
 
        Los pájaros, ahuyentandos por el barco, cruzan de una a otraorillas, abandonando el ramaje, testigo de sus amores primaverales. Aquello parece un truco cinematográfico, siendo una sorprendente realidad. Los jóvenes ambi sexi acrecientan sus emociones con el acicate poético que les rodea, y los no jóvenes vamos extasiados, entregados por entero a la belleza impoderable de la Naturaleza...
 
        Salimos del túnel mago y se abre ante nuestros ojos el lago, cuyas aguas pasan tersas, suaves y cristalinas bajo los arcos del puente del Tamuje. Ya divisamos las orillas portuguesas: ya Seixas y caminha nos muestran sus caseríos, blancos y alegres. Camina la lancha siguiendo la ruta que el timonel le marca, obediente, serena, ligera...
 
       Suena un canto enxebre en una ensenada cercana donde descansan varios cazadores.
 
Ay, pimpín, xaravelo,
ay lele-loó
a criadado cura...
 
      ¡Estopiú qu´hay pedras! – grita uno, para que nos e oiga lo que le sucede a la criada del cura...
 
       Estamos en el Pasaje. Saltamos al muelle. Todos mostramos en los semblantes la pena que sentimos porque haya terminado tan pronto el programa que se trazara la víspera con tanto entusiasmo.
 
           Nos hallamos, de nuevo, ante la realidad de la vida. Todo lo que hemos gozado, es un pretérito, que no podremos ya más convertir en presente.
 
                ¡Que importa hoy a el goce de ayer...! Todo es igual y lo mismo que antes.
 
           Mi amigo Rivas, continúa soltero. Higinio sigue ensayando un asunto de película para llevarlo a la cinta. Florián inquiere el horizonte en demanda de inspiración para una de sus poesías georgianas, todavía inédita. Portela procura desentrañar los misterios del metro y del litro; Lasiote sueña con un nuevo paso de fox para epatar a Agustin e a Brasilino. Builla se entristece pensando en su viaje a Madrid.
 
           Otro señor que nos acompaña sensitivo en grado sumo, fija su vista en el suelo para esquivar las miradas de las lindas compañeras de excursión, que lindamente se rién de los que fueron jóvenes, pensando para sus adentros que la veradera civilización está en Africa, donde la mujer es un bibelot, y el hombre un afortunado coleccionista de esas tonterías: protesta in mente contra la belleza de las mujeres, creyendo que éstas debieran ser muy feas para que los hombres viviesen su vida en todas las edades, sin perder un momento el sentío...
 
            Lo de las mujeres feas, no me convence; lo que me agrada extraordinariamente es lo de vivir en Africa...¿con mujeres españolas, ché? El sensitivo adopta una posición. Ya es algo, aunque es poco. El violín tiene siete, ¿verdad Higinio?
 
            Terminada una excursión, hay que dar fin a esta otra que hago por las cuartillas, para no cansar a los lectores. Gracias a todos, sinceramente, por lo que os acordasteis de mí, y por lo que obsequiásteis al otro, que es gran amigo mío y le quiero como a mí mismo... Amén.
 
El Duende de Mazaracos.
La Guardia, octubre de 1.925
 
 
EL VERANO
 
 
                         Continúa sin aparecer por ninguna parte. Yo creo que no debe de andar lejos porque las golondrinas caseras, esas que vienen periódicamente a tomar sus baños, sus vinos, su carne de ternera y su descanso de venticuatro horas cada día, ya comenzaron a llegar.
 
                        Los nombres de mantidas, poubanas, afamadas, palmatorias, etc., con los cuales son conocidas estas aves emigrantes, comienzan a oirse aquí y allá. Ya se ven algunas bandadas de cinco o seis, con su variada indumentaria, en forma y color, unas con pañuelo a la cabeza, otras con la cabellera al aire, estas luciendo sayas de colores chillones, aquellas tocadas con pañuelos aportuguesados, unas y otras cojidas de las manos para no extraviarse, todas entonando canciones raras con dejos de alalás, o de muñeiras, pero sofisticados.
 
                       Madrugan con el alba, se acuestan al finalizar el  crepúsculo vespèrtino....La vida durante el día la tienen cronometrizada: a tal hora el baño: a las tantas, almuerzo: a las cuantas, comida, se descansa hasya tal hora; a tal otra, un paseíto al muelle: al anochecer, la cena...Y así un día y otro hasta que s etermina la temporada y retornan a sus hogares, gruesas, mas blancas, alegres y con aspecto de robustez...No fue el yodo solo el que curó a las enfermas; hizo más el descanso y el alimento.
 
                      Todavía no he oído los panderos, que suelen no flatar en el equipaje de ninguna poubana. esto me demuestra que aún no llegaron las castizas, las enxebres...Pero no faltan, estoy seguro. Como lo estoy también de la sorpresa que les causará oir el nuevo estribillos.
 
Os de Sangián
y-as de Sangián,
nonsendo casados
nin piden, nin dan...
                          
 
                       ¡Como cambearon as de sangián dend´o ano pasado a este! – dirán las bañistas que habían oído la primitiva copla... Y habrá que enterarlas...
 
Habrá que decirlas que el antiguo estribillo, que terminaba,
 
por un patacón
déitanse n´o chan...
 
                                                                                                 era injusto, inmerecido, y poco honorable para las mujeres de Sangián, que son, despuésde todo, como las demás mujeres de las demás parroquias y que tienen sus camas para acostarse como toda hija de vecina.  
 
                     Lo malo es que el agua no nos deja, que las veletas continúan mirando hacia el Sur, que la temperatura no nos obliga a remojar nuestros bellos cuerpos en las azules ondas, y que, si Dios no lo remedia, las alpargatas de playa, los trajes de alpaca y las pajillas van a tener que ser empaquetados para que el próximo verano cumplan en fin para que fueron creados...
 
                    Y las excursiones al  tamuje, al Tecla, a Seixas y a los demás puntos obligados para giras, suspendidas por causa del mal tiempo hasta  nuevo aviso, si para entonces apareción el verano. Las plácidas noches, que se disfrutaban en la Alameda antiguamente, tendrán que pasarse en casita, al amor de la lumbre y jugando la clásica brisca familiar, o el tute de confianza, murmurando de los vecinos, durante las veladas.
 
                   Estamos en la hora de los impermeables, de los chanclos, de las gorras de hule, y de las pastillas contra la tos. Arriba debió entrar algo del bolchevismo de abajo, porque las estaciones se desquiciaron, ya que no respeta Febrero su turno, Agosto queda rezagado al lado de Marzo; llueve cuando no debe llover, hace frío cuando debiera hacer calor y, en fin, vá a ser necesario que en las altas regiones haya un golpe de Estado, para sacudir el comunismo planetario que nos está descomponiendo las temporadas  y las cosechas y entrar en una era de paz y de respeto a las leyes naturales, que están quebrantadas y a punto de perder el nombre que tienen.
 
                  Según dicen que dice una curiosísima médiun de Salcidos, este verano solo será abundante en mísas, via crucis, novenarios...etc., con locual siempre ganarán algo las almas de los muertos y las conciencias de los vivos: y váyase esto por la pérdida de las cosechas.
 
                                                                                                El Duende de Mazaracos, 1927.
 
 
 
UN COMPROMISO
 
 
                Me hallo nervioso, inquieto, febril...Tengo el deber de hacer un artículo para “Heraldo Guardés”, que sale el sábado, después de descansar dos semanas, y no se por donde dar comienzo a este trabajo. Además, no puede ser un artículo cualquiera: tiene que ser de los míos, y esto es lo que más difícil hace mi cometido. Porque ¿cómo son mis trabajos periodísticos más característicos, que más personalidad mía encierran?.
 
                Yo lo desconozco...¡Escribí tanto...!. Hixe artículos ecomiando a Pío IX y censurando a Víctor Manuel, al mismo tiempo; lancé los discursos más épicamente escritos propagando las doctrinas políticas de Lerroux; defendí a Darvin, y a su notabilísima teoría sobre el origen del hombre, aún repugnándome un tanto el tener que ver en un árbol genealógico cuatro o cinco monos de familia; proclamé con el mayor entusiasmo la supremacía indiscutible del acordeón sobre la flauta de Pan; encomié la belleza de las mujeres, la pureza de su alma, la sensibilidad de su corazón, lo que no fue óbice para recoger calabazas por docenas; tomando el sistema planetario con demasiada poca seriedad, y después de empaparme en Copérnico, en Falcmasión y en otros entusiastas de las cabras, las osas, las vías lácteas, etc., sostuve la admirable teoría de que las estrellas hacen bien en estar tan distantes de nosotros a juzgar por los efectos que en nosotros producen algunas de las que se quedaron por aquí cerca; entrando en el terreno de la teología, sostuve, hermosa y contudentemente, que las leyes deben ser obedecidas solo cuando son justas y morales, y persuadido de ello aconsejé a los casados que se divorciasen teniendo esposas pobres, feas y de abrigo, porque el matrimonio no es de origen divino, aunque sea una divinidad la consorte; levanté la opinión pública con razones de tal fuste, arrancadas de viejos códices portugueses, proclamando la transformación de nuestra  fala, que permanecía como hace cien años, en una inestabilidad desesperante, y hay que ver como va a escape camino de Caminha, y como no se dice ya, ¡ei, carballeira!, sino, ¡Olla a carbalheira!.
 
             Bueno: escribí sobre tantos asuntos, perdí el tiempo emborronando cuartillas con tan distintas tendencias, que yo no podría acertar como es un artículo de los míos, todos mis artículos, son malos...¡Axiomático!.
 
             Por lo menos, mi amiga, como, a pesar de querer yo complacerla, para sentirme complacido, no puedo lograrlo.
 
             Pero...¡calle!...Una, dos tres, cuatro cuartillas van escritas...¡me salvé!...¡Eureka!. Ya cumplí con mi deber sin apenas darme cuenta. Termino estas líneas y me retiro satisfecho de no haber desairado a quien me pidió un artículo de los míos, petición que eraun mandato...
 
Pero...francamente: ¿este artículo es uno de los míos?.
 
                                                                                             El Duende de Mazaracos.  
 
 
 
 
LA SERIEDAD DE UN ARLEQUÍN
 
             Sensitiva se ha tronchado de risa, después de haberse deshojado de gusto. La cosa no es para menos. Al fin, el portentoso escritor honorario y grave moralizador de costumbres ajenas, ha publicado algo exclusivamente propio.
 
            Ni por la idea le pasó a Sensitiva obtener tan brillante resultado al escribir una quisicosa sin importancia y sin intención de aludir a nadie determinadamente. Cuando más, trataba Sensitiva de fustigar a los plagiarios, sin preocuparse poco ni mucho de los copiadores. Pero la conciencia acusa y, sin duda por eso, un copiador, creyéndose señalado, salió de sus serias casillas, se acordó de que sabía cuatro vulgaridades, entre ellas lo que significa cacofonía, y perdiendo su continente circunspecto de hombre condecorado, de intelectual honorario, cojió el bastón en apoya su físico caduco, y con el cual escribe, y haciendo sonar los cascabeles arlequinescos que sin saberlo, lleva en la mollera, le dijo a la infeliz Sensitiva cuatro cosas gordas - ¡olé, los chulos! para demostrar urbi et orbe que aún sabe donde le pica y que el que no sirve para nada, se mete a moralista.
 
             Es este un caso de trigémino literario. Sensitiva urgó el cornete de los plagiarios y exasperó el nervio de los copiadores. Algo es algo; porque Sensitiva no pretende curar las mañas rancias, ni siquiera modificarlas. Un árbol viejo y toricdo en otras latitudes, nadie es capaz de enderezarlo aquí.
 
            Molesta a estos señores que usufructan la circunspección y la gravedad, la seriedad y los movimientos solemnes como único bagaje cultural asequible para ellos, que haya escritores humoristas, no afiliados a la mojigatería, que con mas o menos fortuna traten de alegrar la vida de los lectores de diarios y revistas, dando de lado a los temas serios, que dejan a los pensadoresn originales,a los políticos de altura, a los filósofos de fama...Cierto que, a lo peor, viene un currinche cualquiera y, antojándosele ser filósofo, político, profundo pensador, etctera, coje un tema de esos, lo desarrolla, entre el propio y el ajeno, y los lectores se escachan de risa; pero ellos no lo notan siquiera, enfundados en su vanidad, y siguen siempre serios y ampulosos y vácuos tratando temas importantísimos, para la vida nacional, para la Hacienda Pública, para el Derecho Internacional, creyéndose pensadores, cuando no son mas que calabacines...
 
          Hay, realmente, asuntos que solo deben tratarse ens erio. La llegada de marinos españoles a Ultramar, el pratriotismo  que se desborda a su desembarco, la esplendidez de los donantes para las fiestas de recepción, el empleo de los fondos recaudados...Eso no puede tratarse en broma; porque las bromas con el patriotismo y con el blanco de las voces de pantalla, de las chicas del coro, o de las reinas del dancing con igual seriedad que si se tratase de los santos Mártires del cirstianismo, resultaría impropio. ¿No vé usted revistas? ¿No se fijó en los desnudos? ¿No se dio cuenta de que todo eso es la Frivolidad que pasa...?
 
          Ser serio es la cosa más fácil. Todos los burros lo son...Yo, por lomenos, no he visto reir a ninguno.
 
         ¡La seriedad...! Si; la observo en el cumplimiento del deber, porque para mí seriedad es lo mismo que honradez; es ecuanimidad, es virtud.
 
         Por lo mismo mis superiores nada pueden oponer a mi humorismo. ¿O es que mis superiores tienen facultades legales para obligarmen a llevar bastón, a caminar pausadamente, a usar gafas, a no sonreir jamás, a hacer la señal de la Cruz a las mujeres, a permanecer siempre tieso y grave, a fumar con guantes y a no tragar el humo?.
 
        Esa posse solo la adoptan los que quieren servirse de ella, a falta de mejor demostración, para hacer creer a los demás en su importancia personal, cosa que no logran, porque, lejos de engañar a nadie, descubren con su fatuidad su mentecatez y su carencia de talento.
 
          Me llama sicalíptico don Pompón... Muy agradecido, señor.- Sicalíptico quiere decir “gracioso, picaresco, ingenioso e intencionado”. Sicalípsis es “belleza artística en la que campean el ingenio, la intención y la gracia picaresca, sin llegar a la obscenidad”... No merezco tanto...:¡usted me confunde, señor Zancajoso...! ¡Vamos, señor Zancajoso, confiese usted que nos abe lo que dice!.
 
          Y, a propósito:... Usted dice que yo ando zancajeando, como V...¡Taday probeza...¡Usted es decrépito en toda la extensión de la palabra....! Yo tengo, todavía, elasticidad y fuerza en los músculos para dar un vigoroso puntapié, a para practicar la ortodoncia en la boca de cualquiera...
 
          ¡Como V...! ¡Hombre, no me haga reir más!...Si yo me encontrase como V. sin lograr ser árbitro de Alcaldías, de Juzgados Municipales, etc., antes de tener que contentarme con la dirección de una mengüada charanga, me hubiese dedicado a parachutista...¡La muerte antes que la vergüenza!.
 
         La literatura no es inexorable como la ley civil, que obliga a pagar lo que se debe, sin más solución: no constriñe al literato, al escritor a seguir la senda de Santa Teresa, o de Fray Luis de León, sinó que puede optar por lo de Mateo Alemán o lo de Quevedo.
 
           Hay quien prefiere la de Calinez, pero eso va en gustos, en facultades mentales, en cultura...Porque nemo dá quod non habet, que no es lo mismo que “buena nota”, por nota bene, ¿se acuerda?.
 
            Por lodemás...los buñuelos de feria son tan soplados como los de la Mallorquina, porque tanto unos como otros, tienen aire dentro. ¿Nunca tuvo la vaga sospecha  de llevar un buñuelo sobre los hombros? ¿No?...¡Parece mentira...!
 
           No mezcle V. a las damas en estos escarceos. Son habilidades ya demodés. Todas las mujeres de La Guardia saben que yo las respeto, las admiro y me complazco en hacerles pasar el rato con mis crónicas y con mis versos cascabeleros, apropiados a esta época de faldascortas, de charlestones y de tangos, y no sospecho siquiera que haya una ofendida, escandalizada, arrepentida de haberme leído, como no sea alguna gazmoña o mal intencionada, que haga aspavientos pudorosos – que no siente – solo por darle a V. gusto.
 
          Cuando quiera V. burlarse de mí tomando mi literatura a chunga, hágalo, pues asi me divertiré. Mándeme escribir cosas alegres y las escribiré. Para esto y para cumplir con la mejor voluntad mis deberes de toda clase, me encontrará V. y cualquiera otro a su devoción. Lo que no haré nunca es insultar a quien no me haya insultado; cometer injusticias dentro y fuera de mi profesión; no desempeñar los cargos que se me confíen con honradez y con fidelidad; levantar falsos testimonios y escribir anónimos...
 
        Le aconsejo por bien de V. y de su salud que se haga humorista sicalíptico...¡Con la gracia que tendría usted sicaliptiqueando....
 
                                                                                                           Sensitiva.
 
 
 
LA FIESTA DEL SAGRADO CORAZÓN
 
 
                   Con inusitado esplendor se han celebrado en esta tacita de plata llamada La Guardia, las fiestas religiosas, que anualmente costea la Asociación del sagrado Corazón de Jesús.
 
                  Durante nueve días el templo parroquial estuvo hecho una ascua, como suele decirse, engalanados sus altares primorosamente por manos de artistas juveniles, reluciente luz, y embriagado de perfumes que exhalaban las guirnaldas de rosas naturales que tejieran las asociadas, y nutrido de fieles de ambos sexos, - es decir, unos de un sexo y otros de otro – que escuchaban con ferviente devoción los rezos de la novena, y con deleite los cánticos de un coro compuesto de voces femeninas y armoniosas.
 
                 El último día de los actos religiosos fue el lunes, dándo fin a ellos con una misa solemne, a toda orquesta, interpretada por la capilla viugesa que dirije el maestro Rodulfo, predicando elocuentemente durante ella un fraile dominico que, si no hubiese estado algo flojo en la declamación, en la acción y en el concepto, sería digno delos mayores elogios.
 
                Por la tarde del mismo día, salió la procesión – en el supuesto de que una procesión pueda entrar y salir como un ser humano – a la que concurrieron cientos de fieles cristianos, en sendas filas, llevando a retaguardia la banda del Hospicio de Braga, bien uniformada, con instrumental reluciente, y con un director que se tocaba con un sombrero de paja, como si no dirijiese nada. Para niños que eran, no se portaron mal. Los villancicos fueron muy bien cantados por las voces que dirije el mecionado presbítero y maestro de música vigués ,Sr. Rodulfo.
 
             Conducían estandartes, D. Agustin Troncoso y otros seis estandartes gemelos, eran llevados por niños vestidos de monagos: el otro estandarte lo conducía D. José Ramón Sobrino. El acto presentaba un admirable golpe de vista y los asistentes guardaban las distancias necesarias para que las imágines, estandartes, clero y mujerío, luciesen lo debido.
 
            El Duende vió la procesión desde lugar donde nadie le podía ver a él, y, además de ver lo que deja reseñado, oyó lo que pasa a reseñar, de cuya auntenticidad responde.
 
-Mira que golpe de mantillas viene por este lado, Florián; ¿quién es la primera? – preguntaba uno que debía ser forastero a otro que parecía de la localidad_.
 
-Pues, la primera es Carmucha; y al decir Carmucha se dice que es la alegría, la gracia y la simpatía de La Guardia.
 
         La segunda y la tercera, Carmina y Mercedes González, dos hermanas igualmente preciosas, a las que les pasa lo que a dos claveles que salen de una misma mata y son idénticamente olorosos y bellos: que no se decide uno a escoger.
 
       La cuarta, aquella que lleva un prendido d eflores en el pecho y que mira ruborosa al suelo, hurtando sus hermosos ojos a las miradas de los demás, sin duda para que no la distraigan de sus meditaciones religiosas; la que además de una cara de virgen de Murillo tiene un cuerpo de maja de Goya, esa angelical criatura es Ritina Olay.
 
      La quinta es Rosario Vázquez, de Jurado, señora que, como observarás, no desentona al lado de tanta solterita linda, porque ella es, también, jóven y bonita.
  
-¿Pero es casada esa mujer? ¡No me diga...!.
 
-La sexta y séptima son Pepita y Alodia Seoane; dos hermanas o dos gardenias con mantilla, frescas y atrayentes.
 
La octava, esbelta y muy bien vestida, se llama Carmiña Troncoso y hacia ella van las miradas de los pollos que pasan revista a las mujeres bonitas.
 
Sigue a esta, Susanita Arzúa, que hace el número nueve, simpática y sonriente, que anda erguida y apuesta, como segura del éxito que obtiene.
 
            Vienen, después Maruja Alonso y Rosita Fernández, haciendo los números diez y once. Son ambas dos niñas agradabilísimas de hermosos ojos y las dos elegantes y encantadoras.
 
           Por último, Lola Lomba y Sara Portela, cierran dignamente la hermosa cinta de beldades con mantilla, que pasara ante nuestra vista, haciendo, con sus cuerpos gentiles y sus caras bonitas que lamentemos doblemente el que se haya terminado aquella exhibición de mujeres escacharrante.
 
          Todas iban elegantemente ataviadas con grandes peinetas estilo Directorio- Directorio francés- y mantilla españolas, colocadas con la misma habilidad  y graciacon que lo suelen hacer las propias sevillanas. ¡Vaya finura, hermosura, temperatura y floricultura...!. Cuando pasaron por mi lado sentí una ola de calor asfixiante y tuve que abanicarme con el sombrero para no diñarla, y aún así estuve a punto de morirme todo yo; gracias que se puso a mi vera un fresco – que no era el de Goya, precisamente- que resfrescó el ambiente enseguida, sinó, perezco.
 
        Conté las mantillas, conté las peinetas, conté los querubines y...¡caí en el Pozo!...¡Trece!...¡Mi madre! – exclamé- de estas hermosas mujeres va a tener que morir una, sin remedio, y dos lagrimones como naranjas de la China surcaron mis sonrosadas mejillas; hallando refugio en el pañuelo que las enjugó.
 
       Para alejarlas del peligro d emuerte que corrían, proyecté escamotear una, pero s ehacía preciso tocar a los hilos, y aquellos eran d ealta tensión y yó soy muy nervioso. Quise decirle a Florián por lo bajoque actuase el de escamoteador, pero recordé que Florián padece del corazón y que... “lo que quieras para ti, no se lo dés a otro” según reza el refrán, modificado por este cura, y hube d dejar aquella preciosísima docena de fraile abandonada a su destino.
 
     ¡Dios mío...! ¡Cual de ellas morirá y de que morirá..!. Si muriese de amor, siquiera, sería mas llevadera la muerte.
 
      ¡Que triste debe ser morir cuando aún no se ha vivido la vida del amor, cuando no se ha soñado con paraísos fantásticos...!.
 
      ¡Que no se muera ninguna, Señor: que vivan y que sueñen antes muchos años...! ¡Allá, en las alturas celestiales hay serafines bastantes para el uso a que se destinan, y aqui, Señor, no andan muy abundantes...! ¡Que haya una amnistía especial para que vivan todas estas preciosidades que lucieron la mantilla clásica en la procesión del lunes...!
 
                                                Por lo menos mientras no se muera.
 
                                                  El Duende de Mazaracos.
 
 
 
¡MALA SUERTE!
         
López era un infeliz
a quien el hado fue adverso
desde que lo hizo exclaustrado
su buena madre y un médico
hasta hace unos cuantos días
que se quedó cadavérico...
De pequeño le pegaban
sus colegas de colegio:
después tuvo viruelas
y se llenó de agujeros
de tal suerte, que su cara
era el retrato de un queso;
luego sirvió al Rey en Africa
por caprichos de un sorteo,
y en Africa lo dejaron
reparado del derecho:
se casó y su cara esposa
se escapó con un cochero
dejándolo con seis hijos
y sin sal para un remedio;
fue sacristán y lo echaron
porque no había un entierro;
luego pasó a ser casilla,
después centro delantero
de un equipo...¡y no os diré
las patadas que le dieron!
ya paralítico y ciego
quiso ver si lo curaba
el mago doctor Asuero,
quien, cuando le fue a aplicar
el milagroso cauterio,
vió asombrado que al paciente
no se le encontraba el nervio
y a los veintinueve días
quedó totalmente muerto,
sin esperar a que nadie
le hiciese nada al trigémino.
                    Sensitiva
 

A OLLADA DO RAPOSO
              
Mari- Pepa, estás moy gorda...
¡que gorda estás, Mari-Pepa...
Antes eras gurrumiada
e con mais hosos que freba,
y-hoxe, tanto por adiante
com´as bandas d´as cadeiras,
metes un rumbo qu´asusta...,
rellenáronches´as pernas,
e tés vida, e tés fachenda.....;
cantas cando vas a fonte,
cantas cando ves d´a veiga,
palicas con tod´o mundo,
(ti, que tan calada eras)
e si algún dia che cadra
de ter con quen beilar, beilas...;
os ollos que tiñas mortos,
brilan coma candelexas,
y-o peito, que estaba raso,
asomella unha espeteira...;
antes mirabas pr´o chán
sin levanta la  cabeza
y –agora miras ó lonxe
com´unha muller afeita
a mirar e a ser mirada
pol-os rapaces d´aldea...;
fai un ano decíamos
qu´estabas, probiña, enferma
e falábamosche todos
sin ter unha mala idea
y-hoxe quen te vé de preto,
anque non-o queira, peca,
mirándote tan garrida,
co-eses lábres de cereixa,
con ese cabelo crecho,
con esas pestanas negras,
con ese lunar, que chama,
conesa gorxa qué tenta....
¡Que che pasou, miña xoya...?
¿Qué che deron, Mari-Pepa,
para qu´o toxo se volvese
unha rosiña bermella...?
-Amin non me deron nada,
e si hay quen me teña envexa,
que vaya roend´as unñas,
qu´agora esta Mari-Pepa
tén saude e alegría,
e tén d´abondo esperencia
para facer bulra d´os homos
qu´antes a fixeron d´ela....
-Mari-Pepa, eu sei por qué
cambeaches de tal maneira...
-Ou, Manoel; ¿porqué, meu fillo?
¡dimo, por Dios...!
                           -Mari-Pepa;
¿veute de noite o raposo
n´o fondo d´a carballeira...,?
-Si me veu de noite, que non son cega,
¡¡lástema non viras ti un
adoecido, mala léngoa...!!.
                                                 Sensitiva.
                                                                                                                                                                                                                                         
 
 
 
LAS VELADAS DE “EL IDEAL”
 

                       Próxima a terminar la temporada cinematográfica en este elegante saloncito, donde semanalmente, por lo menos, se reune toda La Guardia para disfrutar de las notables cintas que pasan por la pantalla, y de los escojidos números de música que con su reconocida habilidad ejecuta en el piano el maestro Cazorla, justo es que desde estas columnas tributemos un aplauso sincero y efusivo a la Empresa, que hace todo lo posible- y lo consigue- por deleitarnos con films escojidos y de grandísimo interés y arte.
 
                     Estas sesiones periódicas de un espectáculo a todas luces instructivo,van educando al pueblo insensiblemente desde el lienzo y enterándolo de infinidad de cosas que desconocía, aumentando así el caudal de sus conocimientos, poco a poco, y transformando en imágenes las ideas y cosas.
 
                   La enseñanza gráfica resulta la mas asequible a todas las inteligencias, porque evita los esfuerzos de la imaginación y el trabajo de la memoria, propios del estudio en el libro. Al cine debemos ir todos; unos, a aprender lo que sabemos, otros, a perfeccionar lo sabido: a todos nos será útil.
 
                  Ahora bien: si al teatro, como al cine, vamos para solazarnos, para esparcir el ánimo, para alegrar el espíritu y para ilustrarnos sin recibir fuertes impresiones, yo protesto contra esos dramones espeluznantes, de falsas tésis, que oprimen el corazón y hacen que los espectadores sensibles salgamos llorosos con algo de hipo y con el alma acongojadísima por las horrendas desgracias que hemos presenciado y no pudimos evitar. Así es que, al llegar a casa. ¿cómo nos ha de sentar la cena? ¡Como un tiro!. A mi me sale caro el cine solo por el gasto extraordinario de bicarbonato de sosa quimicamente puro, que me obligan a injerir esas aborrecidas películas de horca y cuchillo, de ladrones y de verdugos.
 
               No, por Dios...¡Comedias de costumbres plácidas, cintas sin muertes, sin suplicios, sin desolaciones, ni fieros males. ¡Así hay tanto cardíaco!         
 
              Y al final, las cómicas de rigor, con sus correspondientes changuitos, que alegran el alma, hacen fruncir los labios, y preparan el cuerpo para un sueño tranquilo y reparador....
 
              Además, que nos e eleve a los perros a la categoría de personas, o que no se rebaje a las personas hasta ponerlas al nivel de los perros...Yo he creido depresivo para mi categoría de racional, el ver en una butaca a un cán felpudo al lado de su dueño...¡No hay derecho, señores...!
 
                                                           ¡O somos los reyes de la Creación o somos lulús!.
 
                                                                                                                                          Sensitiva.
 
 
 
 
¡QUE LOS MATEN!
     
Que vivimos entre zotes
propalan los alarmantes
amigos de poner motes:
yo digo que, hoy como antes,
no se encontrará un Cervantes,
pero abundan los quijotes.
              _____
Y no yerra el que asegura
que entre tanto majadero
....
y es solo un titiritero,
que halla mas de un caballero
que hace las triste figura...
          ____
Hablar y escribir sin tino
sin saber nada de nada
parece ser el camino
trillado por la manada
que copia lo del vecino
de manera descarada.
            ____
Para curar este mal,
que es un mal extraordinario
pido de un modo formal
al Tribunal ordinario
condene a todo plagiario
¡a la pena capital!
                                    Sensitiva.
                                                                     

 
SOÑANDO.....
 
 
                   El sol calmamente se aporxima al horizonte, tiñendo de oro el firmamento, en su fantasía de colores impresionante. Los pájaros retardatarios volando rapidamente buscan sus respectivos nidos.
 
                   La rápida y suave brisa mece las flores silvestres que embellecen el campo inmenso y el perfume que ellas exhalan, embriaga y narcotiza con su olor exquisito. Sobre esa influencia un hombre duerme y sueña: Que al momento se ve transportando a las regiones de la Prudencia, donde el pensamiento humano es el unísono clamor de la comunidad del bien hacer, donde el egoismo, la hipocresía, la separación nula de la apariencia exterior en las clases sociales, son cosas ignoradas que jamás pasaron por la mente de los habitantes de ese Edén del Sueño.
 
                  Admiró la harmonía de los seres y la combinación extraordinaria de todas las cosas existentes en ese suelo idela. Sentóse al pié de una fuente, a la sombra maternal de un árbol en flor y extendió su mirada a lo largo de lo infinito... y risueños campos multicolores, aspiró con fuerza el aire embalsamado que esa naturaleza le ofrecía, concentró sus ideales y pensó: ¿Dónde estarán los habitantes de esta maravilla?. Y por largo tiempo estuvo interrogando al desierto florido, el Sahara deslumbrante, sin recibir respuesta, cuando escuchó una voz melodiosa que cantaba una canción suavísima, un trinado jamás oído; tan melodioso, tan penetrante al punto de sin desearlo, sentir correr por las mejillas, lágrimas de amor, sin amar, lágrimas de dolor sin sufrir. Indiferente, esperó ansioso que apareciera algún ser divino, de cuyo pecho saliera aquella voz angelical y... vió:
 
                                 Una mujer de rara belleza, conduciendo un tarro de oro a la cabeza y caminando hacia el lugar donde estaba.
 
                     Esperóla y al aproximarse le pregunta: Formosa mujer:
 
                                                                                          ¿Cómo se llama este país de las maravillas y que sin como, aquí me encuentro?.
 
                    Sin conmoverse por ver a ese personaje extraño, la mujer responde:
 
                                                                                         “Este país nada tiene de maravilloso y mismo no será muy bueno, pero nosotros los habitantes de él, no lo deseamos mejor.
 
 
            Aquí todos trabajan, nadie es más pobre ni más rico, nadie paga y nadie recibe.
 
 
          Aquí todos somos hermanos a pesar de diversas ramificaciones; nuestra fé: Dios. Nuestra ambición: el amor y la fraternidad.
 
         Los ancianos de cien años, por la noche, después del trabajo, cuentan historias a los jóvenes, diciéndoles que lejor, muy...lejos existen otros pueblos y que sus habitantes, los pájaros y encarcelan los leones y los tigres.
 
        Hipocresía, falsedad, inmoralidad, mentira, infedilidad, impudor, son palabras desconocidas en nuestro país, por eso, nos consideramos felices. El alma de nuestro pueblo es pura, como el agua cristalina de esa fuente, que ahora voy llevar en este vaso para dar de beber a los que allá en aquellos campos trabajan”.
 
       ¿No se enfadarán sus compañeros por su tardanza?. Nosotros nunca nos enfadamos. ¿Y yo que soy un estraño en esta tierra no seré expulsado si se enteran de mi presencia?.
 
       No., todos son bienvenidos los que llegan a este lugar. Tú también lo serás y podrás permanecer aquí el tiempo que desees. Dicho esto llenó el vaso de agua de la fuente partiendo enseguida en dirección campo...........................................intervenir en ellas y protesto contra esas invenciones malévolas, deseando conocer a quienlas propaga a sabiendas de su falsedad, para enseñarle a respetar a funsionarios y a las oficinas en que trabajan con la mayor moralidad y corrección, sin inmiscuirse en lo que no les importa.
 
      Lo único que se hizo ese día en las oficinas municipales relacionado con la elección de Junta Directiva, fue ceder la máquina de escribir para confeccionar una candidatura, y lo volvería a hacer en caso análogo, porque es natural que el que vote lleve una candidatura, según él crea conveniente, sea a mano, sea a máquina. ¿Qué tiene esto de malo?.
 
      Y ahora, comentando un poco pregunto: ¿es más ofensivo decir “¡vaya una moralidad!”, refiriéndose a una persona jurídica, o llamarle “canalla”, vividor y miserable a una real?.
 
     ¿Por qué no se enjuicia a todos por igual?. Créanme a mi, que estoy al margen de estas pasioncillas pueblerinas y “soy forastero”, y viejo: el “caciquismo” fue, es y será “ad eterno” un vicio vituperable en toda clase de colectividades.
 
     Hay que purgarse de ese defecto y ceñirse “siempre, ¡siempre”! a los preceptos reglamentarios, pues la observancia de las leyes es de ciudadanos cultos. No hay urgencias que valgan para celebrar las sesiones sin convocar reglamentariamente a ellas. Y si el reglamento social señala solamente “trece” miembros a la Junta Directiva, ¿por qué se sientan “catorce” en estrados?. ¿Es, también, caso de urgencia?. Puesto a preguntar, continuaré haciéndolo.
 
     El Ayuntamiento, cuando informó acerca del ansiado Patronato de Pro Monte, con mucha razón propuso para formar parte de él al Sr. Prior de la Hermandad del Clamor, por tener y administrar intereses de la Iglesia en precitado monte; ¿qué motivo obligó a la Sociedad Pro-Monte a prescindir de ese elementopara la constitución del Patronato?.
 
     Es innegable que en la Sociedad cultural Pro-Monte hay unos cuantos entusiastas y entendidos señores que vienen sacrificándose por el progreso de la Sociedad, que tanta realción guarda con el progreso del pueblo, y que merecen todos mis respetos, toda mi admiración: D. Pacífico Rodríguez, D. Julián López, D. Angel Nandin y según se dice, los hermanos señores Lomba, etc.
 
     Deben seguir esos señores, “reforzándose anualmente” con sangre nueva, “sangre moza”, pudiendo ser, en la Directiva de Pro-Monte. Para conseguirlo, para evitar corruptelas e ilegalidades, propongo que al actual Reglamento de la Sociedad, se le añada un artículo que diga: “Art. tantos:”
 
          “Queda terminantemente prohibido que en las sesiones para elección de cargos s eofrezca la Junta en funciones para continuar en el poder, bajo pena de incapacidad para ser reelegida”.
 
 
                                                                                                             Adolfo Mosquera Castro.
 
 
 
¡TODOS ARRIBA!
      
Con pollos y empanadas
Corramos a porfía”
domingo que es un día
de clásico placer,
y, después de oir misa
y rezar a la Santa,
quien quiera cantar canta,
quien nó, se vá a comer.
Yo buscaré un buen sitio
y allí con mipareja
me daré un atracón,
y, mas tarde con ella,
entre pinos y robles,
“marcaré” pasodobles,
tangos y charlestons.
¡Que día nos espera...!
¡Que tarde de jolgorio...!
Yo haré don Juan tenorio
lo mas fino, por sí
una mala alma mía
avisa a un policía
y me sacan de allí.
Después, ya anochecido,
los dos retornaremos
y a la verbena iremos
alegres de verdad
y entre los farolillos
de múltiples colores,
le hablaré de las flores...
¡y de otras cosas mas...!
Tomaremos cerveza,
cinco o diez imperiales
gastaremos seis reales,
o más en cacahuets,
y, al claror de los focos
mirareis a mi nena
y direis, “¡que morena
se gasta el “secretier”...!
Enloquece a las masas
cuando mira amorosa,
y es esbelta y graciosa,
y es “jamón”, y es “brutal”..,
tiene fuego en sus ojos,
en su voz armonía,
y es jazmin, y ambrosía,
y ...¡hay que verla fumar..!
Bueno; pues este encanto
podreis ver sin dar nada
si subís la empinada
cuesta del monte aquel,
y el domingo que viene
al Tecla váis conmigo...
...................................
(aunque esto que yo os digo
 ¡lo hé soñado anteayer...!
                                                                                
 
                                                                               Sensitiva, 21 agosto 1.929
 
 
 
 
 
COMPETENCIAS, NÓ
 
 
            Mi crónica del número anterior, con título igual al de ésta, ha sido interpretado como un alarde mío de presuntuosidad y de falta de modestia.
 
            En cierta oficina de “cultura” se comentó en ese sentido mi aludido trabajo. No debiera esforzarme gran cosa para disculparme de tan injustificado juicio, ya que las personas sensatas que leyeron aquel escrito, desde luego lo habrán atribuído, con razón, a mi modo de ser, al humorismo con que trato todos los asuntos de que me ocupo en el periódico y a mi inclinación a aprovechar cualquier motivo, por fútil o inocente que sea, para discurrir sobre él de la amnera mas ligera, del modo mas cascabelero.
 
          Ni mis trabajos para Heraldo Guardés resisten la mas leve censura, el análisis mas benévolo, ni los de mis colegas son impecables. Ni ellos, ni yo escribimos para adquirir gloria. Pasamos el rato, y contribuimos a que los amables lectores no se den a ideas tristes, no sientan los amargores de la vida, o, por lo menos, tengan un momento de olvido para ellos durante repasan nuestros trabajos literarios dedicados a ese fin exclusivamente.
 
         Si se analizan mis artículos, si yo mismo quisiera censurarlos, sobrarían “gazapos”como los que puntualizé en mi trabajo anterior.
 
        ¡A quien que tenga un cérebro poco mayor que el de un grillo hembra, se le puede ocurrir que yo pretendo para mi la “exclusiva” de un seudónimo, prohibiendo a otros escritores que firmen con seudónimos parecidos!.
 
       Además; ¿qué voy perdiendo o gananando yo con eso?. Solo en broma se puede sostener tal teoría. No conozco al escritor que se oculta tras “El Fantasma de la Villa”. Me dijeron varios nombres. No quise comprobar el hecho porque, realmente, no me importa. No pretendí molestar a nadie, y esto me basta.
 
          Y si emborrono estas cuartillas, es tan solo porque “de afuera” me dicen que si tal, que si cual...Tomo “buena nota” de lo que me cuentan, y no pudiendo seguir “desplicente”, quiero que lo “ageno” y lo “propio” se midan con igual rasero.
 
         Mientras yo no ataque o, por lo menos, no amenace la “exclusiva” de la “tontería”, de la “memez”,de la “petulancia” y de la “simpleza” que ostenta por legítimos títulos, que monopoliza a fuerza de méritos un pobre señor cuya fachada corporal se desploma, efecto,sin duda, de que no hay el debido “peso” en los “interiores”, estese quieto el envidioso cacique literario de la localidad. Puede seguir su tarea de incensar a tirios y troyanos, sin motivo, tomandola ocasión por los pelos solo para darse el gusto de ver su firma en un periódico, A mi...¡Prim!. Escriba; calle; induzca al bien o al mal a los que le rodean; sea o no amigo o enemigo de este Alcalde, o de aquel Juez Municipal; pretenda o no encaramarse para lucir su ya desmedrada  figura en este o en aquel puesto público; proceda o no proceda su filiación politica de los enemigos del señor Sobrino; hubiese o no pasado después a las huestes de este representante de los Ordoñez, y sea o no sea ahora “upetista” mas o menos ferviente, mas o menos “ocasional”, yo en eso no me meto...No se meta él conmigo “de ninguna manera”, y ejercitaré la caridad d edejarlo en paz, aunque no, ciertamente, en gracia de Dios.
 
        Censure mi “literatura”, critique cuanto escribo y yo seré el primero en agradecérselo, siempre que tenga razón.
 
        Todo lo que no sea esto, es perder el tiempo lastimosamente, descubrir sus maquiavélicas intenciones y darme pié para que cada día le vaya quitando una prenda de ropa hasta dejarlo en “cueros vivos”. Y debe usted estar persuadido, señor mío, que nos e halla “en formas” para resistir el mas fugaz y benévolo exámen crítico de sus bellezas anatómicas...
       
 
                                                                                                         El Duende de Mazaracos.
 
 
 
 
LA DE FIGUEIRÓ
 
 
          El lugar  donde se celebra la famosa, la renombrada romería de San Campio, es mucho más reducido qué el de El Rosal, y doblemente concurrido.
 
          Con decir esto, dicho queda que el dar un paso entre aquella muchedumbre apiñada y circulante, costaba más trabajo que avanzar en el Gurugú cuando allí pululaban los moros.
 
         Gracias a que todos y todas las romeras se puesieran en un discreto plan de concesiones mútuas, y así, aunque quedase uno prisionero entre cuatro hembras garridas y se abriese paso con las manos, lo protestaban: que allí se rendía ferviente culto al libre cambio; todos éramos esclavos del derecho de riprocidad; y si una sentía que la pellizcaban, sonreía y pellizcaba ella a otro...
 
                               Yo, -conste- tuve la suerte de que nadie me pellizcase.
 
                               Solo actué en un incidente con una muchacha, muy bonita, por cierto, a la que dije:
 
      -¿Es usted la sobrina del cura, serafin nocturno? - ¿Por qué, señor?.- Porque trae V. ahí delante la rectoral... –y me contesta- -¡Que jracia tén este demo d´este vello...!.
 
             Desde entonces no volví a meterme con nadie: hasta el punto que al sacristán hube de hablarle así, ofreciéndole la más acariciadora de mis sonrisas:
 
            -¿Tiene usted la amabilidad de decirme cuantos años le acumulan a San Campio, o Caralampio?.
 
                           Y me respondió, con la mayor finura:
 
            -¡Vaya preguntarllo a seu pai, que o debe saber...!. Istes señoritos d´a vila xa me van facendo a...
 
             No le pude oir la frase terminal, porque al ver que se fijaba mucho en una vara de palo que estaba a su alcance, me mandé mudar rápido.
 
           En el tiempo que estuve en la iglesia ví un verdadero guardarropa de hábitos de tarlatana: una enorme colección de mecedoras para difunto, con tapa y una bandeja con bastante plata, encima de una especie  de mostrador tras el cual estaban el párroco y otro hombre.
 
          Al pasar un romero, de los que suelen ir a esta fiesta todos los años, por delante del mostrador, dijo al que lo acompañaba, viendo, sin duda, que había poco recaudado:
 
        -Ramón: este año parece que no suda tanto San Campio como otros años...
 
        El santo patrón yacía en un mullido y adornado, mas bien camarín, que lecho de muerte. representaba un soldado romano con espada al lado, y tiene sobre la frente un ramo de azahar.
 
      -¿Será virgen o mártir, San Campio o Caralampio?-pregunté-.Y me contestaron que lo primero era muy dificil de comprobar, y lo segundo,algo dudoso; pero que santo, sí lo era.
 
        De cuando en vez se acercaba a la estatua o escultura yacente una devota, daba una vuelta alrededor del templete y luego frotaba un pañuelo de bolsillo en el cuerpo del Santo; en la parte del cuerpo correspondiente a donde ella sentía en el suyo dolores, o padecía enfermedad.
 
        La tradición, la creencia actual es de que el santo suda. Yo, en esto de milagros y de barnices, no quito ni pongo. Lo que, sí, digo, es que la gente cree ciegamente que pasando el pañuelo por el cuerpo de San Campio, de Figueiró y restregándolo luego en el miembro enfermo, se cura el miembro. Y algo debe haber de verdad en esto, cuando hace tantos años que la infinidad de devotos que concurren a dicho santuario, vienen restregando miembros con gran éxito.
 
       NO es solo la tradición la que mantiene viva la virtud del Santo: es la actual generación de estos contornos y de los limítrofes portugueses, que asevera, porque lo practica, y lo practica porque tiene fé y espera hallarla misma satisfación y obtener el mismo resultado que hallaron y obtuvieron otros y otras.
 
      A mi me han referido casos de muchachas anémicas, histéricas, nerviosas u opiladas, que después de venir a esta romería , tardaron nada más que siete o nueve meses en ponerse totalmente buenas. Otras antes,  pero son las menos. La estadística acusa menos eficacia en los hombres, mas refractarios al milagro por no venir, sin duda, con la fé necesaria: y esto, hasta el punto de que muchos que vienen por curar una enfermedad, tres días después de la verbena se encuentran con otra enfermedad nueva, aunque pasajera. Y es que el milagro no puede repetirse mucho, no puede estar sujeto a reglas fijas. Lourdes y Limpias, ofrecen cada año muy pocos milagros, y eso que son miles de almas las que concurren a esos Santuarios.
 
        Al poco tiempo empezó la función pirotécnica, muy superior a la de El Rosal. Dos grandes castillos, amén de muchas ruedas chicas, de lindísimos efectos, nos tuvieron con la boca abierta durante media hora. Antes y después del fuego fijo, las tiradasde voladores se sucedieron, siempre variadas, y bonitas siempre, con pequeños intervalos.
 
      Para descansar un rato nos fuímos a beber sidra bajo una parra encantadora, alumbrados con focos de acetileno, que ponían aquel sitio con la claridad del día. Dos ciegos portugueses, con mandolina y guitarra, comenzaron a preludiar unos bailables,y,como por encanto, surgieron varias señoritas guapas ellas, bailarinas ellas, que enseguida fueron arrebatadas del seno de sus familias por otros jóvenes, como ellas, y...¡ande el movimiento!.
 
     Nuestro intérprete, Víctor y Rodrigo se lanzaron al ruedo y aquello quedó bien pronto convertido en un Palacio del Hielo, pero con muchísimo calor.
 
   -Quien me diera encontrar una pareja – decíame Rivas-. Y yo le contestaba:
 
   -¡Una de la Guardia Civil hacía falta para que le llevase a V. a la vicaría...!. Usted queire tener pareja, así de rositas y,amigo mío, las cruces hay que ganarlas en el campo de battalla...¡Yo tengo trece cruces!.
 
-¿...?
 
    -Y tuve diecisiete.
 
     Pues debieron crucificarle a Vd. en la dieciocho, por primo.
 
     Yo quedé pensando, ensimismado, en el caso, y terminé convencido, de que Rivas tenía razón pero...¡a buena hora mangas verdes...!.
 
     Salimos al camino y anduvimos recorriendo los infinitos tenderetes de lona, con letreros indicadores; dentro de los cuales cenaban alegremente los fieles cristianos acompañados d elas fielas, naturalmente: que en estas andanzas el hombre solo es como un carro sin bueyes.
 
    La algazara, los cantos y los bailes, dentro de aquellas tiendas de campaña, eran como cosa de bacantes. Al pasar cerca de una, oí una voz femenina que gritaba: ¡Pelliscos, non , Antonio!.
 
    Entre tienda y tienda lucían unas pequeñas fogatas, destinadas a hervir agua para café. Casi todas las cafeteras eran unas viejas acurrucadas en el suelo, con un farol de aceite sobre una piedra y una o dos ollas de barro encima de tres pies improvisados. Parecía que se estaba organizando un aquelarre. Una de estas viejas estaba echando aceite a una candileja cuando se le acercó nuestro intérprete yle dijo:
 
                 -Olla, menina: ¿está cargando ó acumulador?
 
     -¡Vaya en bora, cara de pinico! – le contestó la bruja-. Luego supe que pinico llaman en Portugal a unas vasijas de loza o de hierro esmaltado, que suelen ponerse en las mesas de noche.
 
      Otras veces, nuestro joven de lenguas, se sentaba en los puestos de café deportuguesiñas y les decía cosas que yo no entendía, como por ejemplo: “un carriño de man”, “un tío en Lisboa”, “pan feito”, y otra porción de incongruencias, que a ellas las hacía reir hasta desternillarse.
 
        Eran ya las dos de la madrugada cuando abandonamos Figueiró; al dejar aquel típico lugar, donde habíamos pasado unas horas deliciosas, íbamos recordando a los romeros que quedaban alojados en el templo católico, y  aquellosotros que estarían pasando el rato en el templo de Baco, o en el templo del amor...: todos eran templarios que, en vez de guardar caminos, como hacían losde antaño, para que los peregrinos no fuesen asaltados, solo se dedicaban a proteger a las peregrinas...
 
 
¡Constumbres de los tiempos...!
 
                                                                              El Duende de Mazaracos.    
 
 
 
 
A LOS FUTBOLISTAS
                PORTUGUESES  
que vienen a entrenarse
        ________
Con afecto de amigos,
con cariño de hermanos,
sincera bienvenida
los guardeses os damos.
Todo cuanto tenemos
ahí queda en veustras manos.
No sentireis nostalgia
por el suelo dejado
ya que desde La Guardia
seguireis recreándoos
mirando el cielo luso,
viendo el pais amado
donde Guerra Junqueiro
hizo sus versos magos,
donde Eça escribió páginas
de libros admirados,
donde, como en galicia,
se oyen los dulces cantos
del Miño cadencioso,
y poético y manso....
Os ofrecemos todo,
enchidos de entusiasmo,
para lograr haceros
el tiempo más liviano;
pero, con las mujeres
tened mucho cuidado...
Podeís decirles cosas,
podéis cantarles “fados”,
podéis pedirles besos
y hasta ellas podrán dároslos..
pero...nada más que eso;
¡los goles, en el campo...!
                              El Duende de Mazaracos.
                      La Guardia, 27/ Marzo/ 1.933
Imp. Económica
La Guardia.

José A. Uris Guisantes.
      Agosto / 2.002.
                                                              
 
 
FONTES:
D. Emilio Rolán Mosquera
D. Manuel Domínguez Pacheco [ Heraldo Guardés ]
Actas Concello da Guarda .
 
Regreso al contenido